Temas Especiales

25 de Nov de 2020

Mundo

Pyongyang pide acabar confrontación con Seúl

Corea del Norte aboga por una ‘nueva era de reunificación' en la víspera de las elecciones surcoreanas, pero sin el partido en el poder

Pyongyang pide acabar confrontación con Seúl
Moon Jae-in, candidato presidencial por el Partido Demócrata en las elecciones surcoreanas y el único que propone tender diálogo con Corea del Norte.

El Gobierno de Pyongyang pidió este lunes, en la víspera de las elecciones presidenciales en Corea del Sur, acabar con la confrontación entre las dos Coreas y abrir una ‘nueva era de reunificación' sin la presencia del partido conservador surcoreano en el poder.

‘La confrontación con Corea del Norte, prolongada por el títere partido conservador (surcoreano), debe terminar, y las fuerzas de nuestra nación deben unirse para abrir una nueva era de reunificación', recoge una columna de opinión publicada ayer en el diario estatal Rodong Sinmun .

ELECCIONES

Unos 42.4 millones de surcoreanos están llamados a las urnas

Los últimos sondeos daban como favorito al liberal Moon Jae-in con un 42% en intención de voto.

Le siguen, a más de 20 puntos de distancia, el centrista Ahn Cheol-soo y el conservador Hong Yoon-pyo.

Corea del Sur celebra hoy unos comicios presidenciales adelantados en los que se prevé una victoria de Moon Jae-in que pondría fin a una década de gobiernos conservadores en el Sur, lapso en el que los lazos intercoreanos han empeorado enormemente tras el fin de la era del ‘Arco Iris' liberal que acabó en 2007.

El texto del Rodong culpa de la ‘trágica' relación entre el Norte y el Sur a la ‘marioneta conservadora', a la que acusa de ‘buscar únicamente la confrontación y la guerra'.

‘La relación entre el Norte y el Sur se ha ido deteriorando paulatinamente en la última década, cuando el títere partido conservador se ha asociado con Estados Unidos', continúa.

El riesgo de una guerra nuclear ‘crece día tras día' por culpa del ‘títere partido conservador', responsable de ‘intensificar la tensión' en la región.

Los comicios surcoreanos llegan tras meses de tensión en la península ante los repetidos ensayos de armas de Pyongyang (que se teme pueda realizar ahora una prueba nuclear) y la dialéctica endurecida del Ejecutivo estadounidense de Donald Trump, que ha insinuado la posibilidad de realizar ataques preventivos.

También ayer en el mismo diario, Pyongyang acusa a los ‘traidores' del grupo conservador surcoreano de usar la cuestión de la ‘seguridad' con respecto al Norte en su campaña electoral.