Temas Especiales

28 de Sep de 2020

Mundo

Así van las pruebas de vacunas en América, la región más golpeada por la covid-19

En el continente con más casos y muertos por covid-19, Estados Unidos, Argentina, Brasil, México, Perú y Cuba son los países con más avances en ensayos para una posible vacuna

Así van las pruebas de vacunas en América, la región más golpeada por la covid-19asmoajosa

Tras cumplirse poco más de siete meses desde que se conociera por primera vez del SARS-CoV-2, la mayoría de las naciones del mundo se debaten entre relajar el confinamiento o mitigar el avance del nuevo coronavirus sin asfixiar mucho la economía –y a la ciudadanía–.

En este contexto, el desarrollo de una vacuna sigue como la principal puerta de salida a la crisis sanitaria, en especial para América, la región más afectada por el brote. Una esperanza que sufrió su primer revés esta semana, luego de que la Universidad de Oxford y la farmacéutica británica AstraZeneca anunciaran la puesta en pausa de ensayos clínicos luego de que un paciente presentara una “reacción adversa grave”.

Si bien la empresa indicó que este tipo situaciones son comunes en el periodo de pruebas, la noticia sobre el proyecto, que ya se encuentra en fase 3, levantó el recelo en la región sobre la velocidad de las pruebas en diferentes países, quedando temporalmente detenido cualquier otro ensayo del proyecto tanto en la región como en otras partes del mundo.

Sobre Latinoamérica

En el caso de América Latina, son Argentina (con 488,007 casos y 10,179 fallecidos) y Brasil (4,1 millones contagios y 126,960 muertes) los Estados en los que desde hace varios meses la empresa AstraZeneca viene desarrollando pruebas.

México (637,509 casos y 67,781 defunciones), país que también mantiene acuerdos con la farmacéutica británica para envasar la vacuna, indicó que mantiene acercamientos con laboratorios de China y Rusia; este último impulsa la vacuna Sputnik V, que ya está siendo probada por gobiernos locales en el nordeste de Brasil y se encuentra a la espera de la autorización para ensayos en localidades al sur del gigante suramericano.

De hecho, Brasil, el país latinoamericano con la situación más crítica, es el que cuenta con la mayor diversidad de ensayos, sobre todo impulsados por los gobiernos locales a contramano del Ejecutivo brasileño. En ese país, además de las iniciativas británicas y rusas, están: Pfizer/ Wyeth (EEUU), BioNTech (Alemania), Johnson & Johnson (EEUU) y China (Sinovac Biotech).

En tanto, Perú (con 691,575 contagios y 26,976 fallecidos) anunció este miércoles que empezará la aplicación de pruebas correspondientes al laboratorio chino Sinopharm. Mientras que Venezuela (54,350 casos y 436 fallecidos) confirmó que en octubre recibirían las primeras dosis de la Sputnik V.

Por su parte, Cuba (4,377 casos y 104 defunciones) trabaja en la fabricación de una vacuna propia, la denominada Soberana 01, desarrollada por el Instituto Findlay de Vacunas y que se encuentra en fase 1.

Otros países que avanzan en las investigaciones son Brasil (la Universidad de Sao Paulo y la Fundación Oswaldo Cruz-Instituto Butantan), Argentina (Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas / Universidad Nacional de San Martín), México (Universidad Autónoma de México) y Perú (Universidad Peruana Cayetano Heredia).

En Panamá (99,042 casos y 2,116 fallecidos) el grupo alemán CureVac tiene planificado hacer pruebas de fase 2 en conjunto con el Centro de investigación de Vacunas Cevaxin y el Instituto de Investigaciones Científicas y Servicios de Alta Tecnología (Indicasat).

Al norte del continente, el Gobierno estadounidense mantiene el acelerador a fondo con la Operación Warp Speed, un proyecto de inversión de millones de dólares junto a casas farmacéuticas para la adquisición rápida de vacunas. En ese sentido, Washington habría firmado un acuerdo con la compañía Moderna Inc. –también en fase 3 de desarrollo– en la compra de dosis anticipadas, algo hecho con otros laboratorios.

Hasta el momento, Estados Unidos lidera la lista mundial de países con la mayor tasa de contagios (6,2 millones) y de muertos (188,175) por la covid-19.

OMS

La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha pedido prudencia frente a la frenética búsqueda de la vacuna contra el virus, llamado que se suma a los ya hechos anteriormente en los que pide a gobiernos y empresas no saltarse pasos en el desarrollo científico para garantizar dosis seguras para toda la población.

Al respecto, la jefa de científicos de la OMS, Soumya Swaminathan, advirtió en declaraciones a la agencia EFE, que es poco probable que las vacunas estén disponibles ampliamente antes de dos años.

En todo el planeta, al momento del levantamiento de esta publicación, la covid-19 se ha cobrado 903,746 vidas y ha infectado a unas 27,8 millones de personas, según datos de la Universidad John Hopkins.

De estos, unos 14,2 millones de contagiados y 495,665 muertes corresponden al continente americano.