07 de Dic de 2022

Nacional

Imagen será restaurada

PANAMÁ. La Imagen del Jesús Nazareno de La Atalaya, en la provincia de Veraguas, será restaurada y estará lista para las actividades de...

PANAMÁ. La Imagen del Jesús Nazareno de La Atalaya, en la provincia de Veraguas, será restaurada y estará lista para las actividades de la Cuaresma, así lo informó ayer el obispo de la Diócesis de Santiago, Oscar Mario Brown.

El sacerdote reconoció que se cometió un error al poner en manos de artesanos locales y no de profesionales la restauración de la imagen, situación que ha causado malestar en la comunidad veragüense.

Brown, señaló que se realizó la restauración porque la imagen de Jesús Nazareno, que data desde 1912, presentaba un ligero deterioro.

“La comunidad de Atalaya puede estar tranquila, les pido paciencia porque la labor se va a realizar, ya que la devoción al santo cristo hay que protegerla”, aseguró.

“Si somos devotos, hay que construir comunidad y no permitir que el maligno se meta, esta es una prueba para la comunidad creyente”, sentenció el obispo.

Mientras que ayer las denuncias de los residentes de La Atalaya sobre el cambio de la imagen original de Jesús Nazareno, cobraron más fuerza luego que Frank González, un artista dedicado a hacer trabajos tallados en madera confirmó que fue contratado para elaborar una réplica del milagroso santo “aparentemente” para suplantar la existente que por años ha sido venerada por miles de panameños.

González, dijo que el 11 de julio del año pasado fue contratado para tallar en madera una réplica del Nazareno de Atalaya al parecer con el fin de sustituir la existente en la Basílica Menor San Miguel Arcángel.

El artista reveló que en ese entonces suscribió el citado acuerdo con el empresario español Jesús Estévez, propietario de Decoraciones Santa Rosa, con el fin de que construyera en madera una imagen igual a la existente en ese entonces en la Iglesia de La Atalaya, por lo cual cobraría 700 dólares.

La fuente aseguró que en ese entonces incluso visitó la Iglesia de La Atalaya para tomar las medidas del santo original, con el fin que la réplica quedara lo más parecida posible.

Luego de ello, González inició el trabajo de tallar primero el rostro del santo, labor que se vio interrumpida por algunas diferencias con Estévez, por el incumplimiento del contrato firmado y porque ambos no estaban de acuerdo con las características del santo que se estaba tallando, pues que se estaba elaborando con el cuerpo recto y el que se confeccionaba nuevo era inclinado.

Esto le impidió que pudiera terminar el trabajo de la elaboración de la réplica, que de acuerdo a residentes del distrito de La Atalaya entonces le fue llevada al restaurador Casimiro García Rodríguez, de Cañazas para que culminara el trabajo que se completó el 24 de noviembre del año pasado, fecha para la cual se presume fue cambiada la imagen original.

Por su parte Jesús Estévez, negó categóricamente que hubiese tal acuerdo firmado e incluso aclaró que no ha tenido nada que ver con lo ocurrido con la imagen del santo de La Atalaya.

Estévez incluso advirtió que demandaría legalmente a cualquiera persona que lo involucre en el cambio de la imagen del Nazareno de La Atalaya.

Aclaró que el único momento que ellos han hecho algo fue hace dos años cuando se les contrató para reparar las manos de la imagen del Santo Jesús Nazareno, de La Atalaya, dijo.