Temas Especiales

24 de Jan de 2021

Nacional

Un canal simple para extraditar

PANAMÁ. En febrero del año pasado la población panameña fue alarmada por un caso de incursión de miembros de las FARC en territorio nac...

PANAMÁ. En febrero del año pasado la población panameña fue alarmada por un caso de incursión de miembros de las FARC en territorio nacional. Seis miembros del Frente 57 de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), fueron capturados por unidades de la Policía Ffronteriza en Jaqué, Darién —limítrofe con Colombia—, tras un enfrentamiento a tiros.

Habían secuestrado una lancha patrullera, pero rápidamente fueron interceptados por otra patrulla fronteriza panameña, que los sometió en aguas de la costa Pacífica.

Ayer, tres de estos guerrilleros fueron extraditados a Estados Unidos por el Gobierno Nacional. La información fue confirmada a través de un comunicado del Ministerio de Relaciones Exteriores de Panamá y por el canciller Samuel Lewis Navarro.

Los guerrilleros son requeridos en Estados Unidos donde se les acusa de narcotráfico.

Según el comunicado de la Cancillería, la entrega se hizo a través del mecanismo “simple y condicionado” (contemplado en el artículo 2505, Cápítulo V del Código Judicial), por lo que “los referidos señores deberán regresar a Panamá y continuar a órdenes de las autoridades nacionales, una vez se agote el procedimiento en los Estados Unidos”. Este mecanismo simple y condicionado es el que permite hacer extradiciones sin que sean frenadas por el algún recurso en la Corte Suprema, lo que puede tomar mucho más tiempo.

Según fuentes ligadas a la Cancillería, la solicitud fue hecha por las autoridades judiciales y la DEA de EEUU, el 22 de abril de 2008.

Además, de acuerdo con el Código Judicial, en su artículo 2496, las extradiciones en Panamá se hacen según lo establecido en los tratados públicos de que sea parte el país y, a falta de éstos, a las disposiciones incluidas en las Secciones lª y 2ª, Capítulo V.

Los guerrilleros extraditados son Jorge Abel Ibárgüen Palacio, Alexis Mosquera Rentería y Yarley Bañol Ramos, quienes fueron sindicados en Panamá por intento de homicidio, atentado contra la seguridad del Estado y por portar armas de guerra. Los otros tres colombianos que se mantienen detenidos en esta capital son Juan Becheche, José Ibárgüen y Antonio Córdoba.