Temas Especiales

01 de Apr de 2020

Nacional

El día del ‘100 a los 70’

PANAMÁ. Y pensar que Micaela Almanza, hace 36 años se rehusaba a venir a vivir a la ciudad, y ayer se convirtió en la anciana más privi...

PANAMÁ. Y pensar que Micaela Almanza, hace 36 años se rehusaba a venir a vivir a la ciudad, y ayer se convirtió en la anciana más privilegiada del país, cuando una comitiva del gobierno fue a su casa desde temprano para inscribir por primera vez a alguien en el plan ‘100 a los 70’.

La que hoy representa la ficha 001 en el plan de bonos para adultos mayores sin jubilación perdió todo en un incendio, en un pueblo de Las Palmas en Veraguas, donde nació y junto a su esposo (ya fallecido) crió a nueve hijos.

El día del incendio, que recuerdan, ocurrió en 1973, “sólo quedaron con la ropa”, comentó Edita Gaitán, hija de Micaela, quien de ahora en adelante será la responsable de cumplir con las condiciones que establece ‘100 a los 70’ o la “Ley Varela” como ha sido bautizado el proyecto.

SIN RETORNO AL INTERIOR

Ni Micaela ni sus hijos han vuelto al pueblo natal desde aquel trágico día. Ella trabajó “el monte”, y eso, sus hijas lo recuerdan muy bien.

“Mi mamá llegó hasta segundo grado y toda su vida trabajó en la agricultura”, dijo Edita, pero mientras el vicepresidente, Juan Carlos Varela inscribía formalmente a Micaela en el plan, la señora contó que cuando tenía 14 años vino a la ciudad para trabajar como cocinera “para un gringo”.

A sus 77 años, y viviendo en una comunidad de escasos recursos, en el Nuevo Progreso de Alcaldedíaz, Micaela en compañía de varios de sus nueve hijos, de sus 48 nietos y 54 bisnietos recibieron la visita inusual del ministro de Desarrollo Social, Guillermo Ferrufino; la viceministra Susy de Varela, el vicepresidente, Juan Carlos Varela y medios de comunicación para echar a andar el plan más esperado por la tercera edad.

Desafortunadamente, los 3 mil 500 ancianos que se inscribieron, ayer, en la sede del MIDES en Plaza Edison no pueden contar la experiencia de la inscripción con la misma comodidad que puede narrarla la propia Micaela cuando exclamó: ¡Me siento muy feliz...!

CAOS TOTAL

Lo que para doña Micaela fue felicidad, para otros fue todo lo contrario.. fue un día caótico, tanto en la sede del MIDES como en las regionales de San Miguelito y el interior del país, la historia contada fue de desmayos, bajones de azúcar y mucha molestia.

En la sede regional de San Miguelito, había unas 300 personas esperando afuera de las oficinas para ser atendidos; pero la fila no avanzaba.. sólo la molestia de la gente que a cada segundo se hacía más intensa.

Allí estaba doña Mariela González, quien después de esperar desde las tres de la madrugada junto a su padre invidente, a las nueve de la mañana decidió retirarse para su casa en El Crisol.

“Los ciegos, los inválidos deben hacer filas en otro lado, pero no hay orden”, dijo visiblemente enojada.

El proceso de inscripción que inició entre las 6:30 y 7:00 a.m., ya para las 9:00 de la mañana era cansón en todos lados, no sólo en la ciudad.

En Chiriquí, en el gimnasio La Basita de David hubo varios desmayos como consecuencia de la cantidad de gente para el espacio reducido y la larga espera.

“TIENEN TODO UN MES”

Desde la casa de Micaela en Alcaldedíaz, el titular del MIDES, Guillermo Ferrufino, solicitó paciencia para las personas que deseaban inscribirse en el plan, pues el proceso se dará durante un mes y las primeras semanas atenderán de 7:00 a.m. a 6:00 p.m.; pero luego se aplicará el horario de oficina que tendrá salida a las 3:00 p.m., por lo que no es necesario que vayan todos a la vez.

“Comenzamos hoy, y no paramos, vamos a seguir inscribiendo a nuestros adultos mayores que trabajaron con la plancha y el machete”, aseguró Ferrufino al ritmo de los aplausos que se escuchaban a eso de las 8:30 a.m., cuando el vicepresidente Varela entregó el formulario de Micaela al ministro.

PRIMER PAGO EN SEPTIEMBRE

A través de un Censo de Vulnerabilidad que reposa en el Ministerio de Desarrollo Social desde que se implementaron los programas del gobierno anterior, se determinó que unos 11 mil ancianos requieren atención social inmediata debido a situaciones de pobreza, extrema pobreza y riesgo en su salud.

En ese censo, está Micaela que a pesar de su disposición por hacer los quehaceres de la casa para mantenerse activa, padece algunas molestias en las rodillas, según comentaron sus hijas. Así como ella, unos 11 mil adultos mayores, concentrados en su mayoría en Veraguas y las comarcas cobrarán el primer pago de ‘100 a los 70’ en la primera quincena del mes de septiembre, tal como lo han estipulado las autoridades.

Los que no están incluidos en este censo tendrán que esperar hasta finales de septiembre o hasta octubre para cobrar, de acuerdo con la información que ha dado el MIDES.

Según el ministro Ferrufino, toda la información será fiscalizada y comprobada con las cifras que mantiene la Caja de Seguro Social sobre la cantidad de personas en ese rango de edad que no reciben jubilación ni pensión y que en este caso se estima en 70 mil de una población total en el país, de 131 mil 310 adultos mayores de setenta años y más, tal como lo reflejan las estimaciones de la Contraloría General de la República, actualizadas al año 2007.

Cifras de esa misma institución confirman que la provincia de Panamá tiene la concentración más elevada de personas con 70 años en adelante, en total 60 mil 40 personas y de éstas, más del 50% vive en la ciudad de Panamá con 36 mil 11 personas repartidas en los 21 corregimientos de la capital.

Seguido de Panamá, la provincia de Chiriquí mantiene el segundo nivel de adultos mayores con una población 19 mil 134 adultos con 70 años y más edad, y en tercer lugar Veraguas con 11 mil 806 personas que rebasan la edad requerida.