Temas Especiales

30 de Oct de 2020

Nacional

Ministro de Turismo rechaza ‘ley zanahoria’

PANAMÁ. Ayer, en la primera reunión que sostuvo el ministro de Turismo, Salomón Shamah con los gremios hoteleros, dejó claro que no com...

PANAMÁ. Ayer, en la primera reunión que sostuvo el ministro de Turismo, Salomón Shamah con los gremios hoteleros, dejó claro que no comparte la llamada “ley zanahoria” porque sería aceptar que el turismo es el que promueve la inseguridad que vive el país.

El ministro les recomendó a los gremios que se oponen que se pongan de acuerdo en una sola propuesta, que luego él llevaría al ministro de Gobierno y Justicia, José Raúl Mulino, aunque hasta el momento nadie lo haya invitado a ninguna reunión.

“Esto atenta contra el negocio turístico. Aceptar esto es agachar la cabeza ante la ley que al final no resolverá el problema de la delincuencia y que si se implementa causará la pérdida de muchos empleos”, advierte.

Agrega que “de lograrse esa ley se arrastrará con todo, y no es tan fácil, quieren resolver el problema de la seguridad sin cirugías”, lamenta.

El presidente de la Asociación de Hoteles de Panamá, Jorge Loaiza, también rechazó la medida porque considera que perjudicará al negocio turístico, “nuestros negocios se complementan con la vida nocturna sana”, comenta.

Mario Luis González, en representación de los dueños de bares y discotecas, reconoce que están de acuerdo en que hayan dos tipos de horarios, de lunes a jueves que se cierren a las 3:00 a.m. y de viernes a domingo a las 5:00 a.m.

González reconoce que estos negocios han tenido un año difícil por la crisis y que cualquier medida tiene que ser analizada, y le piden al ministro de Gobierno que conozca los negocios.

“Primero nos dijeron que sería probatorio por tres meses, pero cuando ya se tiene un anteproyecto de ley no se podrá revocar, y si se pasa la ley que sea para todos, incluyendo a los supermercados”, dice.

“Si aceptamos que se nos imponga esa norma, le estamos enviando un mensaje negativo al resto del mundo, le estamos diciendo que no vengan a Panamá porque no hay seguridad, así como están corriendo para aplicarla tendrán que correr para quitarla”, dice Shamah.