Temas Especiales

04 de Mar de 2021

Nacional

Una ruta salvadora del agroturismo

COCLÉ. Cuando se habla de producción agrícola, artesanías y bellezas de la naturaleza para el turismo interno y extranjero, Coclé es una...

COCLÉ. Cuando se habla de producción agrícola, artesanías y bellezas de la naturaleza para el turismo interno y extranjero, Coclé es una de las provincias que no puede quedar fuera de los itinerarios recomendados por empresas que promueven como destino a Panamá y los propios hoteles.

No obstante, desde hace décadas, tanto los productores locales como promotores de viajes turísticos han enfrentado un obstáculo indomable: no hay buenas rutas para trasladar productos y mercancías y mucho menos para llevar de un punto a otra —y con facilidad— a los visitantes que desean conocer la belleza de la naturaleza.

Ante esta situación, una ruta agroturística “de la naranja y el café” es impulsada para poder penetrar las montañas de Coclé y facilitar el traslado de los productos que se generan en estas zonas. A la vez, realizar los tour en esta provincia será más fácil.

La ruta integra las comunidades de El Valle de Antón, Alto de La Estancia, El Águila, Sofre, así como el norte del distrito de Penonomé para unirlos al distrito de La Pintada.

La misma permitirá el acceso directo de turistas nacionales y extranjeros para el disfrute de la belleza de la región.

El Ministerio de Desarrollo Agropecuario (MIDA) organizó recientemente un recorrido por el lugar con distintas entidades con el propósito de conocer y evaluar los beneficios de este proyecto que está a punto de finalizar, pues la carretera está bastante avanzada.

El director regional del MIDA en esta provincia, José Lizardo Pacheco, explicó que dicho proyecto se ejecuta en conjunto con el Ministerio de Obras Publicas (MOP), la Autoridad de Turismo de Panamá, entre otras instituciones, además del apoyo de los estudiantes de turismo de la región.

El objetivo fundamental es catapultar esta ruta a fin de contar con una carretera que permita el tráfico durante todo el año desde El Valle a La Pintada.

Y no solo eso. La ruta también permitirá a las autoridades combatir las plagas que afectan los cultivos de los productores.

Por ejemplo, en Coclé se está perdiendo mucho la naranja debido a que un insecto —que los productores llaman mosca— daña la fruta cuando aún está en desarrollo.

La zozobra y el temer a no poder seguir con sus negocios, se adueña cada vez más de aquellos que depende de la actividad.

El distrito más afectado es La Pintada, donde los campesinos de Piedras Gordas y Mermejo, reportan pérdidas. Sin embargo, un proyecto especial a cargo de técnicos del MIDA pretende utilizar nuevas rutas para capturar el insecto mediante la instalación de trampas.

Por lo pronto, ya se puso manos a la obra y en el Valle de Antón ya se ven los trabajos de lo que será la ruta agroturística. Con forme avanza, también crece la esperanza del hombre de campo en esta provincia llena de leyendas alrededor de su “India Dormida”.