Temas Especiales

03 de Jun de 2020

Nacional

Una transformación curricular sin el apoyo de los educadores es impensable

Mirna Vallejo de Crespo, vice Ministra Académica de Educación, afirmó este lunes en TVN Noticias que las acusa...

Mirna Vallejo de Crespo, vice Ministra Académica de Educación, afirmó este lunes en TVN Noticias que las acusaciones vertidas por grupos magisteriales que se oponen a la transformación curricular planteada por el Ministerio afirmando que la misma pone en juego la estabilidad laboral de cientos de profesores, es totalmente infundada, toda vez que ningún cambio podrá ser posible sin la participación directa de los propios educadores.

"No se puede decir que el docente va a perder estabilidad porque no tendría serntido hacer una transformación sin la participación de los docentes. Lo que queremos es que los planes de estudio, muchos de los cuales datan de 1956, se revisen y actualicen", pues a su juicio con una oferta educativa a nivel de bachilleratos de más de 86 carreras no se puede puede ser competitivo.

Mirna de Crespo insistió en que el ministerio de Educación tiene las puertas abiertas para escuchar a los educadores y que todos aquellos docentes cuyas materias puedan desaparecer de los planes de estudio tendrán la posibilidad de aplicar a licencias con sueldo para estudiar o para aplicar una reingienería de todo lo aprendido.

En este sentido el Ministerio ha establecido diferentes salidas para los educadores cuyas materias hayan podido perder vigencia, todas encaminadas a integrarlos en el proceso, por lo que exhortó a la población educadora a que envíe sus aportes, aunque pidió a los gremios mayor moderación en el lenguaje utilizado en sus comunicados.

La funcionaria reafirmó que tienen más de 6 años haciendo reuniones y consultas con los gremios, pero que llega un momento en el cual hay que explorar y "poner en marcha grupos pilotos, pero que tenemos que empezar, atrevernos a arrancar a hacer cambios".

La vice ministra anunció que las clases del próximo año lectivo iniciarán el 1 de marzo, y que el primer día de clases será el 8 de marzo para todos los estudiantes de Panamá, terminando en la semana del 23 de diciembre.