Temas Especiales

20 de Jan de 2021

Nacional

A 20 años de la invasión el país no es más democrático

Al analizar los 20 años transcurridos después de la invasión es evidente que Panamá no es más democrático, sus riquezas...

Al analizar los 20 años transcurridos después de la invasión es evidente que Panamá no es más democrático, sus riquezas se siguen distribuyendo de forma muy desigual a la población, y el lavado de dinero y el narcotráfico continúan siendo un tema central en el país, así lo expresó en Debate Abierto el economista panameño Rubiel Cajar González.

Para Cajar es importante resaltar a las nuevas generaciones que la de 1989 no fue la única intervención de los Estados Unidos en Panamá. Se contabilizan 10, 12 ó 17 a lo largo de la historia, e incluso la de 1925, que sí fue solicitada por un mandatario istmeño.

Uno de los problemas que según Cajar se deben tomar en cuenta cuando se tratan de analizar hechos históricos es el abordaje que se hace a los temas, porque "dependiendo de la manera como se aproximen a la historia los resultados de lo que se va a contar y el énfasis que se haga a los distintos hechos, marcará grandes diferencias".

Para el investigador universitario muchas de las personas que en algún momento apoyaron a los militares o al propio Manuel Antonio Noriega lo hicieron pensando que lo que estaba en juego era el cumplimiento de lo pactado en los tratados Torrijos-Carter por parte de los Estados Unidos, generando el concepto de la Doctrina de Seguridad Nacional, que dejó en un segundo plano la intención del general Omar Torrijos de replegar a los militares a los cuarteles.

Lo interesante, a juicio de Cajar, es que 20 años depués "nos encontramos en Gobierno y Justicia a una serie de personajes que estaban en la Cruzada y que hoy actúan en consonancia con la Doctrina de Seguridad Nacional, porque este enfoque sigue prevaleciendo en el manejo de seguridad del Gobierno panameño".

Por ello Cajar defiende su teoría de que "pasado el 31 de diciembre de 1999 las instituciones que crearon los militares para asegurar la transferencia del Canal debieron ser transformadas", cosa que no ha ocurrido, "pues ningún gobierno después ha tomado la decisión de desmantelar ese fuerte presidencialismo".

De acuerdo al Secretario de Relaciones con Organizaciones Sociales del PRD después de la invasión quienes han manejado la hegemonía mediática, cultural e ideológica han tratado de eliminar un elemento claver para entender el proceso que llevó a la invasión y que fue el hecho histórico de que "Carter y Torrijos aprobaron una ruta a la democratización, donde Torrijos planteó la necesidad de modernizar la democracia, pero no a como había sido antes del ´68", cuando según Cajar se excluía a importantes sectores de la sociedad como los indígenas, los campesinos, los pobres y todo aquel profesional que no comulgara con los liberales o los conservadores.

Lamentablemente militares, como Rubén Darío Paredes, decidieron romper este repliegue a los cuarteles con lo que se aborta toda posibilidad hacia una vuelta real a la democracia.

"La invasión es un tema que se ha desarrollado de forma muy parcializada, yo puedo contar la invasión con otros elementos, por ejemplo recordando que uno de los primeros decretos que aprobó Guillermo Endara fue el relativo a la prohibición que hasta 1989 se tenía en la ley que no permitía que se vendieran tierras del Canal. Y el decreto se aprobó, y lo que sucedió después fue que gran parte de los señores que estaban vinculados al proceso compraron tierras en el coustway y áreas revertidas. Lo señalo porque fue el primer acto que realizaron nuestros próceres. Cuando tuvimos la independencia eliminaron el sistema de tierras comunales y luego vinieron con leyes, como la del encerramiento, que permitía que cualquier adinerado con suficiente dinero para cercar con alambre de púas las tierras, se quedara con ellas. Y durante 20 años, medio millón de hectáreas pasaron de los campesinos pobres, que no tenían ni influencias ni títulos de tierras, a estos grupos que hoy han sido beneficiados con todos estos procesos", acotó.

"La valoración del rol que han jugado los personajes se verá en 100 años", resumió Cajar, afirmando que solo la historia será quien los juzgue.