Temas Especiales

26 de Oct de 2020

Nacional

Carnaval de colores

PANAMÁ. Corren las horas y con ellas los preparativos para lo que será el Carnaval en la ciudad capital a contratiempo por los escollos ...

PANAMÁ. Corren las horas y con ellas los preparativos para lo que será el Carnaval en la ciudad capital a contratiempo por los escollos que enfrentó la organización en manos de un comité particular y los pocos recursos económicos que concedió el gobierno.

Elvis Castro, un joven artista de 17 años, ha confeccionado por varios años figuras y alegorías para las carrozas del Carnaval capitalino. Manifiesta que este año ha sido diferente y contra el tiempo por las dudas que había en cuanto a la realización de la actividad.

Ayer, Castro, junto a una cuadrilla de compañeros, realizaban los trabajos para dar forma a los diseños místicos del jolgorio en el taller Producciones Frank Muñoz, ubicado en San Felipe (Casco Antiguo). La jornada a todas luces se desarrolla a mucho vapor, casi sin descanso.

Entre pinturas de múltiples colores, escarchas de brillo especial, moldes en hielo seco, lijas y planos de diseños, todo allí empieza a semejar finalmente la fantasía que saldrá desde este sábado a la ruta oficial de la Vía España, para ser apreciado por miles de personas que no se irán al interior por distintos motivos. Águilas doradas, peces de colores, guacamayas, cisnes, figuras humanas con alas, rostros alegres, barcos de ensueños y demás destinados a engalanar el paso de las bellas reinas en sus desfiles, parecen las cuatro noches de “cenicienta”.

Y es que no todo será desenfreno. La organización del evento en coordinación con la Junta Comunal de Bella Vista y la Autoridad del Turismo se pusieron de acuerdo para que la celebración de “la carne” se haga solamente hasta las doce media noche. También se fijaron horarios estrictos para la zona del culeco y el inicio de los desfiles. Los más preocupados son los comerciantes que ven en riesgo su inversión, pues con tantas limitaciones las ventas serán menores. Tampoco se permitirán las veredas musicales. Los que quieran bailar tendrán que estar en una sola tarima donde se presentarán los artistas nacionales y extranjeros, quizás pocos, por la falta de fondos este año, a diferencia de los anteriores en los que el derroche fue la nota característica de estas fiestas.