Temas Especiales

24 de Nov de 2020

Nacional

Gobierno violaría leyes de patrimonio

PANAMÁ. Con la construcción de la tercera fase de la Cinta Costera (un viaducto y dos rellenos), el gobierno no solo estaría incumpliend...

PANAMÁ. Con la construcción de la tercera fase de la Cinta Costera (un viaducto y dos rellenos), el gobierno no solo estaría incumpliendo su compromiso ante la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco, por sus siglas en ingles), sino también estaría violando normas legales.

El Decreto Ejecutivo 51 de 2004, que aprueba el Manual de Normas y Procedimientos en el Casco Antiguo, prohíbe construcciones en áreas inundables por la marea o siempre cubiertas por la marea.

La Ley 16 de 2007, que modifica artículos de la Ley 91 de 1976 que regula el Conjunto Monumental de Panamá Viejo, también establece restricciones. Específicamente el artículo 10 señala: ‘Las entidades del Estado garantizarán que los Conjuntos Monumentales de Panamá Viejo y del Casco Antiguo de la ciudad de Panamá mantengan su vinculación histórica, su contacto visual y el acceso inmediato al Océano Pacífico y, por tanto, preservarán su entorno marítimo, el cual es parte del valor integral de ambos Conjuntos’.

Sin embargo, el Ministerio de Obras Públicas decidió construir un viaducto y dos rellenos en el Casco Antiguo que componen el proyecto de la tercera fase de la Cinta Costera, para la cual sometió a consulta pública —desde ayer— el Estudio de Impacto Ambiental.

En julio pasado, la Unesco solicitó suspender la obra y habló de la posibilidad de incluir el sitio en la lista de patrimonio en peligro.

Los defensores del patrimonio histórico cuestionan el proyecto y advierten de la posibilidad que el Casco Antiguo salga de la lista de patrimonio de humanidad, una medida que incluiría al Conjunto de Panamá Viejo.

Patrizia Pinzón, presidenta de la Asociación de Amigos y Vecinos del Casco Antiguo, dijo que el estudio de impacto ambiental es una ‘bofetada’ a la Unesco y deja mal a los panameños. El documento no hace referencia a las playas del sector, se quejó Pinzón.