Temas Especiales

04 de Dec de 2020

Nacional

Contra cultura del paternalismo

PANAMÁ. María Ángela Esther Navas es una campesina de 36 años que se siente orgullosa de lo que ha hecho. Con un poco de capacitación y ...

PANAMÁ. María Ángela Esther Navas es una campesina de 36 años que se siente orgullosa de lo que ha hecho. Con un poco de capacitación y con la motivación de otras mujeres de El Naranjal, en Toabré, en la provincia de Coclé, ha levantado su casa de ‘bloque’ que antes era de quincha, y ahora sabe como manejar su cultivo dentro de su pequeño terreno.

Navas es una de las beneficiadas del Programa Red de Oportunidades (PRO) del Ministerio de Desarrollo Social y aunque reconoce que los 50 dolares que recibe cada dos meses no es suficiente, cree que con la capacitación que recibe ha sabido como empoderarse y tener una actitud de superación ante su realidad.

Y es que Navas, madre de dos hijos, es parte del estudio ‘Evaluación social y sicológica del PRO que dirige la psicóloga Katherina Alvarado, la doctora Esther Van Leeuwen de la Universidad de Ámsterdan y el psicólogo Seúl Serrano.

Según el estudio avalado por la Secretaria Nacional de Ciencia y Tecnología el 91% de los beneficiados por la red se sienten satisfechos del programa, sin embargo indican que el acompañamiento familiar, las capacitaciones y las visitas de promotores del programa le ha despertado a estas personas un mayor empoderamiento, optimismo, autoestima y autonomía para salir adelante y no depender siempre de una ayuda económica. ‘No es darle el pescado. sino enseñarlos a pescar’, dijo Alvarado durante una gira en el área rural.

La investigadora sostuvo que los programas de ayuda gubernamental no son efectivos sino existe una constante tarea de evaluación por parte de los ejecutores del programa. En este lugar, la muestra se realizó en 777 beneficiarios durante el 2010 y 2011.