06 de Oct de 2022

Nacional

Pisando callos

Para 1986 ya se movían hilos en el ámbito internacional que el poder militar norieguista no perdería de vista. La caída en febrero de e...

Para 1986 ya se movían hilos en el ámbito internacional que el poder militar norieguista no perdería de vista. La caída en febrero de ese año del dictador Ferdinand Marcos, en Filipinas, a causa de las fuertes protestas populares, era el mejor espejo en el cual mirarse. La inteligencia de las FFDD habría detectado que en abril, en un memorándum secreto, el Consejo de Seguridad de EEUU había dado directrices para supuestamente desestabilizar al régimen. En junio, el New York Times publicó en portada los delitos imputables a Manuel Antonio Noriega.