Temas Especiales

30 de Sep de 2020

Nacional

Otro imputado por la muerte de Fernández

PANAMÁ. A Cristóbal Ovidio Jiménez Luna, de 31 años, residente en el corregimiento de Juan Díaz, de la provincia de Panamá, trabajador d...

PANAMÁ. A Cristóbal Ovidio Jiménez Luna, de 31 años, residente en el corregimiento de Juan Díaz, de la provincia de Panamá, trabajador de una empresa de transportes, se le decretó la detención provisional por el delito de homicidio agravado y asociación ilícita.

La persona fue imputada en las investigaciones que se adelantan por la muerte del exgobernador de Coclé y periodista Darío Fernández Jaén, ocurrido el 6 de noviembre de 2011, y que mantiene en la prisión de Penonomé a otros cinco imputados por este crimen por encargo.

LA AUDIENCIA

En la Audiencia de Garantías, en las oficinas del Sistema Penal Acusatorio en Penonomé, donde se asume la legalidad o no de la aprehensión, la imputación de cargos y petición de medida cautelar efectuada en la tarde de ayer (martes) y que inició a las 3:15 p.m., presidida por el juez Gustavo de Gracia, se escuchó la solicitud del fiscal Jorge Carlos Vega, en contra del aprehendido que sustentó la vinculación de Jiménez mediante el análisis de especialistas de su teléfono celular que arrojó cruces de llamadas los días y minutos antes y después del asesinato del exgobernador coclesano.

Tanto Jiménez Luna como su defensa, Gustavo Carlos Beil, negaron los cargos y se declaró inocente.

EL CASO

El veterano político se encontraba en un parque cercano a su residencia en el área conocida como ‘El Manguito’, estaba con su esposa cuando un sujeto se acercó y le disparó. Luego de ser baleado, fue trasladado al Hospital Aquilino Tejeira, donde falleció.

Desde ese momento empezó el reto ‘‘más grande’’ del sistema que adelanta el Ministerio Público, el Penal Acusatorio.

Mientras, dos días después del asesinato dos personas fueron capturadas por la Policía Nacional en la ciudad de Panamá y fueron trasladados hasta Coclé.

Un hombre y una mujer fueron imputados el viernes 25 de mayo por el asesinato del exgobernador.

Los nombres de los impuntados son Nouvet y Deysi Quirós, a quienes se les acusa de un supuesto homicidio agravado y asociación ilícita para delinquir en calidad de cómplices dentro de la investigación que se adelanta.

El primero supuestamente habría trasladado a los asesinos de Fernández de la ciudad de Panamá a Penonomé, y luego hasta la provincia de Chiriquí; mientras que la segunda persona es investigada por supuestamente haber indicado a los presuntos homicidas quién sería la víctima.