Temas Especiales

26 de May de 2020

Nacional

¿Sobrecostos en estacionamientos?

PANAMÁ. Los residentes de Ancón lo habían calculado y, ahora, un informe de la empresa FG Guardia sobre el costo del proyecto de estacio...

PANAMÁ. Los residentes de Ancón lo habían calculado y, ahora, un informe de la empresa FG Guardia sobre el costo del proyecto de estacionamientos de la Corte Suprema de Justicia añade más evidencias al posible sobrecosto de la obra.

La empresa FG Guardia entregó a la Corte Suprema de Justicia dos presupuestos del proyecto: el primero era por el orden de 5 millones 16 mil 998 dólares y el segundo, por 3 millones 643 mil 185 dólares.

La diferencia de costo es por el aumento en algunos renglones, como por ejemplo, en uno se establecía el pago de 450 dólares por cada árbol talado y en la otra, el precio bajaba a 410 dólares.

La Corte Suprema de Justicia, bajo la presidencia del magistrado Alejandro Moncada Luna, adjudicó el proyecto a la empresa Constructora Corcione por 6 millones 900 mil dólares.

Casi dos millones por encima de la cotización más alta que presentó FG Guardia, quien realizó el diseño de la obra.

El edificio contará con una planta baja, un semisótano y 5 pisos que sumaran 361 estacionamientos.

En otras palabras, el costo por estacionamiento es de 19 mil dólares, tomando en cuenta que la obra fue adjudicada por 6.9 millones de dólares

Raisa Banfield, directora de Panamá Sostenible, fue la primera en advertir el sobrecosto del proyecto al calcular el costo total de la obra por cada estacionamiento. ‘Un estacionamiento que supera los 10 mil dólares es muy costoso’, dijo Banfield, quien además es arquitecta.

Los vecinos de la Corte Suprema de Justicia mantienen una vigilia permanente para evitar que se construya el proyecto por las consecuencias ambientales. La obra implicaría la tala de unos 40 árboles, incluyendo palmas reales.

La semana pasada, los residentes de Ancón presentaron una denuncia ante la Dirección de Investigación Judicial en contra de la empresa que realizó el Estudio de Impacto Ambiental y en contra de funcionarios de la Autoridad Nacional del Ambiental por aprobar el estudio. La denuncia se sustenta, entre otras cosas, en el hecho de que fue aprobado como categoría I, cuando debió ser de categoría II.

Los residentes también han propuesto que el proyecto se construya frente al Hospital Oncológico. Se intentó buscar una versión de la Corte, pero no fue posible obtenerla.