24 de Sep de 2022

Nacional

Se busca sustitutos para obispos

PANAMÁ. . En los próximos meses el conjunto de líderes apostólicos pertenecientes a la Conferencia Episcopal Panameña (CEP) —la máxima e...

PANAMÁ.

En los próximos meses el conjunto de líderes apostólicos pertenecientes a la Conferencia Episcopal Panameña (CEP) —la máxima entidad de la Iglesia católica en Panamá— pasará por un proceso de cambio.

Esto debido a que dos de los nueve obispos que la conforman: los monseñores Fernando Torres y Óscar Mario Brown, de las Diócesis de Chitré y de Santiago, respectivamente, han llegado a su edad jubilar y —según lo establece del Derecho Canónico— presentaron su renuncia al Vaticano para que se inicie el proceso de su reemplazo. El encargado de seleccionar a los nuevos obispos será el papa Benedicto XVI.

AL ESTILO DE ROMA

De acuerdo con declaraciones al diario La Prensa del nuncio apostólico y embajador de Roma en Panamá, Andrés Carrascosa Coso, las primeras gestiones para reemplazar a Brown y Torres ya se iniciaron, toda vez que estos religiosos cumplieron en el mes de agosto los 75 años de edad y presentaron sus respectivas renuncias al papa Benedicto XVI, para convertirse en Obispos Eméritos de sus divisiones apostólicas una vez sean reemplazados.

Según Carrascosa, el primer paso involucra a 50 representantes del catolicismo panameño entre obispos, sacerdotes, diáconos, religiosos y laicos, quienes serán los encargados de estudiar a los tres mejores candidatos para dirigir cada diócesis y, por medio de votaciones, seleccionar el perfil de los posibles obispos panameños que será entonces enviado al Vaticano.

El proceso continúa en Roma, donde serán estudiados por una plenaria de 25 cardenales. Posteriormente, la lista de los candidatos será enviada al Sumo Pontífice quien, según las normas de la Iglesia, es el único responsable de nombrar libremente a los obispos, o confirmar a los que han sido legítimamente elegidos.

El proceso terminará dentro de algunos meses, cuando el Papa adopte la decisión final y envíe los nombres de los elegidos a Panamá. Luego, y en un lapso de dos o tres meses, tomarían posesión de sus cargos.

JERARQUÍA DE LA IGLESIA

A pesar de la disciplina que caracteriza los asuntos eclesiásticos en el mundo entero, los panameños han vivido en permanente enigma: ¿quién lidera la Iglesia católica de Panamá? Son pocos los que se atreven a contestar con convicción.

Para muchos la respuesta más común, aunque incorrecta, es: monseñor José Domingo Ulloa, por dirigir la diócesis Santa María de La Antigua del Darién: la primera surgida en Tierra Firme, que está próxima a cumplir 500 años y la más grande del país.

Según representantes de la CEP, las principales cargos del catolicismo panameño reposan sobre los hombros de los miembros del Comité Permanente de esa organización: presidente, vicepresidente, secretario y el obispo ‘miembro por derecho’.

Actualmente el rango más alto en la CEP le pertenece a monseñor José Luis Lacunza, obispo de la Diócesis de David, quien desde el 2010 —por medio de votaciones— fue escogido presidente.

La segunda persona al mando de la Iglesia es monseñor Audilio Aguilar, vicepresidente de la CEP y obispo de la Diócesis de Colón y Guna Yala, seguido de monseñor Pablo Varela Server, quién además de ser el Obispo Auxiliar de Panamá, tiene a su cargo la secretaría general de la organización.

Le sigue monseñor Ulloa, en el puesto de ‘miembro por derecho’, ya que la Arquidiócesis Metropolitana es la división apostólica con mayor número de feligreses. Su circunscripción se extiende desde los límites de la provincia con Darién hasta bordear la provincia de Coclé, donde el regente es monseñor Uriah Ashley.

‘Pero eso no quiere decir que monseñor Lacunza es quien toma todas las decisiones acerca de la evangelización del territorio panameño’, expresó Jorge De las Casas, estudioso del catolicismo. El derecho canónico establece que ‘estas organizaciones solo se reúnen en ocasiones determinadas para ayudar al Papa con sus consejos y fortalecimiento de la disciplina eclesiástica y las cuestiones que se refieren a la acción de la Iglesia en el mundo’.

DESINFORMACIÓN

Para el director del semanario Panorama Católico, Eduardo Soto, el desconocimiento de los panameños en relación a la jerarquía de la Iglesia responde a una falta de interés. ‘Las personas no saben acerca de quién manda o no en la Iglesia panameña porque no buscan información sobre eso y tampoco es algo que se divulgue como temas de interés nacional’, comentó Soto.

La frecuente presencia de los distintos arzobispos metropolitanos en los medios también ha contribuido a esta gran confusión.