Temas Especiales

02 de Jun de 2020

Nacional

Afloramiento, un fenómeno marino

L legó el verano, sol, brisa y… ¿agua fría? Así es, cuando llega el esperado verano, donde se acaban las lluvias y finalmente sale el so...

L legó el verano, sol, brisa y… ¿agua fría? Así es, cuando llega el esperado verano, donde se acaban las lluvias y finalmente sale el sol, muchos aprovechan para ir a las playas. Los que visitan las costas del Pacífico, en el área del golfo de Panamá, se encuentran con que el agua se pone fría, más fría que en el invierno.

¿Por qué ocurre esto? En Panamá desde diciembre a marzo sentimos fuertes vientos del norte. En el área de Chiriquí, estos vientos se ven bloqueados por la cordillera y no llegan al golfo de Chiriquí, pero en el Pacífico, el viento golpea directo la superficie del mar y causa lo que se conoce como ‘afloramiento’. El viento constante empuja la capa superficial de agua cálida de las costas y se la lleva mar adentro.

El agua fría de las profundidades sube y ocupa ahora la parte de arriba del mar.

Este ajuste del océano se conoce como Transporte de Ekman. El agua que sube de lo profundo está unos 15 grados centígrados más fría que la de la superficie, pero también está llena de nutrientes y de esta manera se activa así la cadena alimenticia del mar.

Hay mucho alimento y plancton del que se alimentan los peces pequeños y ballenas. Gracias a esta explosión de alimento en el mar, puedes ver las costas llenas de vida, pelícanos, gaviotas, delfines, sardinas, rayas, meros y toda clase de peces se acercan a comer y se reproducen al punto tal que lugares normalmente desiertos de vida se ven invadidos por estos meses.

La próxima vez que vayas a la playa, o pases por el tramo marino del Corredor Sur, la Cinta Costera, la Calzada de Amador, fíjate en el mar y verás un poco de toda la acción que está ocurriendo en nuestras costas por el afloramiento.

AMBIENTALISTA