12 de Ago de 2022

Nacional

Roces entre Varela e indígenas en diálogo por Barro Blanco

El mandatario llegó a pedir respeto en el trato, especialmente al dirigente Ricardo Miranda.

Roces entre Varela e indígenas en diálogo por Barro Blanco
Los indígenas protestaron durante las negociaciones con el Gobierno.

Las negociaciones entre el Gobierno, encabezado por el presidente Juan Carlos Varela, y los indígenas de la comarca Ngäbe Buglé estuvieron marcadas por las diferencias en cuanto al futuro del proyecto hidroeléctrico Barro Blanco.

Varela mantuvo la posición de continuar con el proyecto y los indígenas, en que se debe cancelar.

El mandatario llegó incluso a pedir respeto en el trato, especialmente al dirigente Ricardo Miranda.

‘Si el diálogo no triunfa, pierde el país; pido que usen los medios para construir y no para destruir, así no trabajo yo', remarcó el mandatario.

El presidente reiteró que permitan terminar los trabajos en la presa porque, de lo contrario, las personas que viven en la parte baja estarán en riesgo ante un posible colapso de la estructura.

Los indígenas, por su parte, respondieron con una contrapropuesta y solicitaron demoler el muro de Barro Blanco para que no represente un riesgo.

Por su parte, la empresa Generadora del Istmo, S.A., que construye el proyecto, solicitó al Gobierno respeto y certidumbre sobre el futuro de la inversión, que se ha realzado con ‘gran esfuerzo y confiando en la seguridad jurídica del país'. Alega que las pérdidas por la paralización son de $20 millones.

Silvia Carrera, cacica de la comarca, le recordó a Varela que en una nota firmada en campaña, se comprometía a la cancelación del proyecto.

‘Todo lo que inicia mal termina mal y ahora, cuando ya están terminando el proyecto, quieren venir a hablar de diálogo y siempre nos han llevado en el mismo cuento', recalcó Carrera.

El mandatario dijo que sería una irresponsabilidad tomar esa decisión y resaltó que la presa se construye fuera del área comarcal.

El presidente pidió a los indígenas no politizar el tema con miras a las próximas elecciones comarcales.

En la mesa participaron la comisión indígena y el Movimiento 10 de Abril y, por la parte gubernamental, además del mandatario, la canciller Isabel de Saint Malo y los ministros de Gobierno, Milton Henríquez; de Ambiente, Merei Endara; y de Seguridad Pública, Rodolfo Aguilera.

El Movimiento 22 de Septiembre o Mama Tata, que también se opone al proyecto, no participó de la mesa y se mantenía en la entrada de la obra. Varela se apersonó al sitio para hablar con este grupo y reiterarles que desalojen el área, que la obra no será cancelada.

==========

DESACUERDOS Y REPROCHES

El proyecto Barro Blanco alcanza un 95% de avance.

Los indígenas alegaron que desde un principio se opusieron al proyecto.

El presidente Juan Carlos Varela estima que es una irresponsabilidad cancelar la obra.