Panamá,25º

21 de Jan de 2020

Nacional

Mossack Fonseca se desvincula de caso de corrupción en Brasil

Las autoridades brasileñas vincularon esta semana a Mossack Fonseca con la trama de corrupción en la estatal Petrobras

Mossack Fonseca se desvincula de caso de corrupción en Brasil 
La firma panameña Mossack Fonseca negó alguna relación con casos de corrupción investigados en Brasil .

La firma panameña Mossack Fonseca negó alguna relación con casos de corrupción investigados en Brasil y dijo estar dispuesta "a cooperar con las autoridades que soliciten información por los canales legalmente establecidos", informó hoy una fuente de la empresa.

Las autoridades brasileñas vincularon esta semana a Mossack Fonseca con la trama de corrupción en la estatal Petrobras, ya que sospechan que la firma facilitó a varios implicados en el escándalo la apertura de empresas "offshore" en Panamá, que pudieron servir para blanquear dinero desviado de la petrolera mediante operaciones inmobiliarias.

Uno de los fiscales responsables del caso, Carlos Fernando Dos Santos Lima, tildó a la firma de abogados panameña como "una gran lavadora de dinero", por lo que el Ministerio Público brasileño pidió la cooperación de autoridades policiales de otros países, sin que precisara cuáles.

"Nuestra firma está siendo erróneamente involucrada con temas en los que no tenemos injerencia alguna", aseveró Mossack Fonseca en una "aclaración", en la que expresa su disposición "a cooperar con las autoridades que soliciten información por los canales legalmente establecidos y cumpliendo con los requerimientos de la legislación respectiva".

La firma de abogados, que tiene representación en 40 países, reconoce que su "representante de Brasil ha sido requerido para suministrar información como parte de las investigaciones de la fiscalía en algunos casos que actualmente se ventilan en Brasil".

Señala que "presta el servicio de Agente Registrado en las diversas jurisdicciones donde constituye sociedades a solicitud de sus clientes", y argumenta que un "servicio no representa ninguna vinculación comercial con las sociedades así constituidas, ni implica una facultad de administración o de captación de fondos de los clientes".

"No hemos prestado en el pasado ni prestamos en el presente servicios de asesoría o intermediación de ningún tipo para la compra, préstamo o financiación de ningún inmueble, así como tampoco ofrecemos asesoría inmobiliaria en ninguna parte del mundo, excepto respecto de inmuebles ubicados dentro de la República de Panamá", aseveró.

De acuerdo con la información judicial brasileña, uno de los ejes de la investigación es un edificio construido en el balneario de Guarujá, en el litoral del estado de Sao Paulo, por una cooperativa sindical vinculada al gobernante Partido de los Trabajadores (PT) y en el cual la propia Mossack Fonseca posee un apartamento de tres pisos.

En 2009, en medio de una severa crisis financiera, la cooperativa vendió esa propiedad a la constructora OAS, que está salpicada por el escándalo en Petrobras, y varios dirigentes del PT adquirieron apartamentos en ese edificio.

Uno de ellos fue el extesorero del partido Joao Vaccari Neto, ya condenado a quince años de prisión por su participación en las corruptelas en Petrobras, que incluyeron negocios ilícitos con la constructora OAS.

Otro de los apartamentos en el llamado Condominio Solaris estaba reservado por la familia del expresidente brasileño Luiz Inácio Lula da Silva, fundador del PT y padrino político y antecesor de la actual mandataria, Dilma Rousseff.

El fiscal Dos Santos Lima se negó a precisar si la investigación sobre esos apartamentos incluye también al expresidente Lula, pero aclaró que "todos los propietarios" y "todas las operaciones" de compra y venta que se hayan hecho en el Condominio Solaris están en la mira de la Policía