Temas Especiales

23 de Apr de 2021

Nacional

‘Sin una debida planificación, es muy riesgoso fomentar un desarrollo'

Tomás Sosa, arquitecto y urbanista destacó la importancia de crear ciudades con crecimiento a largo plazo. Sin una debida planificación y un ordenamiento —asegura el especialista— los resultados no serán visibles para un avance urbanístico

El arquitecto y urbanista Tomas Sosa aseguró que si no se puntualizan estrategias que ayuden a un apto control de la población que surgirá en un futuro próximo, las consecuencias que se vivirán serán lamentables.

En una entrevista con La Estrella de Panamá , Sosa brindó un análisis sobre la ‘visión y modelo espacial de crecimiento en ciudades de la región metropolitana hacia los años 2020-2050', un tema que planteó en el Foro Capac 2019 enfocado en planificación, urbanismo e infraestructura.

Entre sus planteamientos, Sosa destacó que lo principal es crear acciones multidisciplinarias con el fin de retomar los conceptos de renovación urbana, los programas de atención hacia los sitios vulnerables, los trabajos con miras a incentivar el uso mixto de áreas metropolitanas y homogéneas y la promoción de políticas sobre densificación sostenible, entre otras.

Una de las recomendaciones que propone Sosa es la importancia de la utilización de nuevos instrumentos de control y gestión sobre el uso del suelo urbano y regional, mismos que constan de tres lineamientos bases: la creación de límites urbanos, regionales y locales; la instauración de sectores de planificación homogéneo que promuevan un desarrollo ordenado; y, por último, establecer un sistema de macrozonificación que identifique normativas y códigos a gran escala.

Idealmente, según el arquitecto, para el 2050 el país debería contar con estructuras que fomenten una ciudad con crecimiento ordenado, que se miden en pilares básicos de eficiencia, formulación y disciplina en la aplicación.

El urbanista expresó que mientras se cumplan estas reglas del juego, dirigido en la índole de la urbe, Panamá tendría una ciudad con políticas urbanas claras y precisas, que fomentarían una corrección de las distorsiones que produce el crecimiento lineal y tener una ciudad más densificada, sostenible y eficiente.

Además, destacó que si se realizan buenas inversiones de calidad dirigida a las comunidades, se generará de manera positivas cambios de conducta social en la población porque son complementarias y ayudan a moldear el comportamiento.

Sosa explicó que cuando se ofrecen centros culturales, buenas escuelas , parques y bibliotecas diseñados con calidad de primer mundo, estas infraestructuras ayudan en el cambio del comportamiento social de las áreas en donde serán ubicadas.

‘Usted se imagina construir un centro cultural en la 24 de diciembre con la calidad y equipamiento del Biomuseo... esto de seguro permitirá cambiar la conducta, especialmente el de la juventud', recalcó.

ACCIONES CONCRETAS

Con este planteamiento en miras de beneficiar a la urbe, el arquitecto plantea su preocupación en vista de que, en la actualidad, las entidades no plantean respuestas a los problemas que se reflejan.

‘Esto solo ocurre cuando el Estado no tiene una claridad de la visión de las ciudades a largo plazo, sobre la cual trazar las diversas políticas, programas y planes de desarrollo', apuntó .

Para el urbanista todo se basa en no tener una visión global del entorno regional, porque se carece de planes dirigidos al ordenamiento territorial en todo el país.

‘Debemos aplicar el concepto de limitar el crecimiento extendido para proponer hacia adentro e impulsar una densificación sostenible',

TOMÁS SOSA

ARQUITECTO Y URBANISTA

Reveló que ya se están visualizando áreas que presentan indicios de no contar con los espacios territoriales para ofrecer viviendas, debido a que las personas invaden áreas que deben ser guardadas para priorizar el futuro del desarrollo.

Desde la perspectiva de Sosa, las autoridades deben impulsar el concepto de desarrollo de áreas prioritarias para dirigir la evolución urbanística y áreas diferidas para impulsar más el crecimiento a futuro.

‘Debemos aplicar el concepto de limitar el crecimiento extendido para proponer hacia adentro e impulsar una densificación sostenible', manifestó.

El arquitecto reiteró que ‘sin una debida planificación, es muy riesgoso fomentar el desarrollo', sin embargo, ha pasado en los últimos 25 años, con inversiones sin control, sin objetivos definidos, ya que se ha privado el tema de las finanzas públicas en detrimento de la planificación de la economía y el desarrollo del país'.

‘Las acciones deben estar orientadas a retomar el tema de la planificación', insistió.