Temas del día

29 de Feb de 2020

Nacional

Rubén Blades: Aún existe una reticencia para discutir públicamente sobre la invasión

Estados Unidos movilizó a 26,000 soldados, más del doble del pie fuerza panameño, y utilizó armamento de última generación para invadir Panamá

En la imagen, el salsero panameño Rubén Blades.
En la imagen, el salsero panameño Rubén Blades.EFE

El cantautor panameño Rubén Blades calificó este viernes de "inconcebible" que 30 años después de la invasión de Estados Unidos "aún existe vergüenza y reticencia para discutir públicamente" sobre ese asunto en Panamá.

La invasión estadounidense "es quizá el acontecimiento más bochornoso, distorsionado y a la vez heroico" que ha vivido el país, y mientras no se haga una "revisión seria del asunto, continuarán frescas las heridas y la angustia de lo que no se ha resuelto", expresó Blades (1948) en un escrito publicado en sus redes sociales.

Panamá conmemoró este viernes, por primera vez como Día de Duelo Nacional, la invasión de Estados Unidos el 20 de diciembre de 1989 para capturar al dictador Manuel Antonio Noriega (1934-2017) y desmantelar las Fuerzas de Defensa.

Estados Unidos movilizó a 26.000 soldados, más del doble del pie fuerza panameño, y utilizó armamento de última generación para invadir Panamá y capturar al "hombre fuerte" de este país, acusado por la Justicia estadounidense de narcotráfico y que finalmente se entregó el 3 de enero de 1990.

Hace 30 años, el Ejército estadounidense irrumpió en Panamá para retirar "por la fuerza al dictador que Estados Unidos ayudó a crear y que apoyó mientras así convino a sus intereses geopolíticos en el área", afirmó Blades, que es actor, abogado y activista panameño.

La invasión "es el evento que más vidas panameñas ha cobrado en toda la historia nacional por causa de una agresión extranjera", muchas de las víctimas estaban indefensas y desarmadas, y "sin embargo "aún el hecho continúa sin ser debidamente estudiado, analizado y resuelto", reclamó el artista y exministro de Turismo (2004-2009).

Documentos estadounidense desclasificados y publicados por primera vez esta semana mantienen que los muertos durante la intervención armada no superaron los 516, de ellos 314 militares, la gran mayoría panameños, pero en Panamá se habla de miles de civiles fallecidos y de violaciones de derechos humanos.

Una Comisión respaldada por el Gobierno investiga desde 2016 para determinar el número real de víctimas, identificarlas y establecer la base para probables reclamaciones individuales, explicó a Efe su presidente, el rector universitario Juan Planells.

La Comisión ha "completado la validación de 252 víctimas, la mayor parte de ellas civiles" que murieron durante una "invasión injusta" y desmedida en violencia, pero falta aún mucho por descubrir, dijo a Efe este viernes Planells.