Temas Especiales

25 de May de 2020

Nacional

Piden en Jaqué no rotar a los fronterizos para evitar contagios por el COVID-19

Con una manifestación pacífica mostraron su preocupación de que la rotación de los policías fronterizo traiga el virus a una comunidad que no tiene medicinas ni médicos suficientes

Manifestación en Jaqué por COVID-19
Pobladores de Jaqué sostienen que están libre del virus y exigen que los policías que ya están en la comunidad, no sean relevados.Cedida

Aunque sus alimentos se estén agotando y carecen de medicamentos, la comunidad de Jaqué, en la provincia de Darién, protagonizó este miércoles una protesta pacífica para pedirle a las autoridades que no roten a los policías que ya están en el apartado pueblo, pues están libres de COVID-19.

Mediante videos compartidos por WhastAap, los moradores relatan que "son como una isla y están libre de COVID-19. El virus solo puede entrar por vía marítima, vía aérea y terrestre".

"Aquí se cumple con la cuarentena establecida por el Gobierno. Los agentes del Servicio Nacional de Fronteras (Senafront) tienen cerrada el área de Las Lomas, que sería la terrestre y por la marítima al área solo llegan dos barcos y hace 14 días, La Victoria, uno de las naves, se daño y se mantiene en sitio", detallan.

Con la consigna "no al relevo", los residentes de Jaqué manifestaron su rechazo a la posible rotación de los agentes policiales del Senafront, exponiéndoles al contagio en el apartado corregimiento.

"Cómo van a traer para acá a personal sabiendo que aquí no hay medicamentos, que aquí no hay nada, cómo creen ustedes que vamos actuar", expresó uno de los residentes por video.

"No nos oponemos a los controles de seguridad, pero no queremos que a la comunidad llegue el COVID-19 con otros policías, pues fueron los agentes del Senafront, los primeros que introdujeron el virus a la provincia de Darién", exclamó uno de los voceros del llamado.

Los residentes de Jaqué se reunieron en el cuadro de baloncesto de la comunidad, para hacerle un llamado a las más altas autoridades entre ellos: el presidente la República, Laurentino Cortizo Cohen; al gobernador, Humberto Ramos y a la titular del Ministerio de Salud, Rosario Turner.

"Señor presidente Nito Cortizo usted dijo que esto es una guerra contra una pandemia, y como tal, la policía debe estar preparada para enfrentar la guerra, y cómo se hace eso con sacrificio y ese sacrificio es no saliendo del corregimiento de Jaqué y quedándose con nosotros. igual tienen derecho ellos como nosotros de ver a sus familias", indicó el dirigente.

El morador señaló que el COVID-19 no es su único problema que tienen los residentes de la comunidad, pues no solo están a 16 horas de distancia en barco y a una hora de vuelo de Panamá, sino que si tienen problemas con la alimentación, y si requieren ayuda para que la gente ayude a más miembros de la comunidad.

"Si ustedes (gobierno) no son responsables con nosotros, no pueden exigirnos que no laboremos, porque el 99.9% de cada morador de Jaqué es creador de su propio salario", sentencio el dirigente recalcando de que están libres de COVID-19.