Temas Especiales

11 de Jul de 2020

Nacional

El Covid-19 acrecienta caída en el movimiento migratorio en el país

Los movimientos migratorios en el primer trimestre del 2020 bajaron en comparación al mismo periodo del años pasado. La situación ha impactado fuertemente a la industria turística, que espera por parte del gobierno una hoja de ruta para después de la pandemia

Unos pocos pasajeros de vuelos humanitarios recorren un aeropuerto de Tocumen solitario debido a las restricciones de viaje.Erick Marciscano | La Estrella de Panamá
Unos pocos pasajeros de vuelos humanitarios recorren un aeropuerto de Tocumen solitario debido a las restricciones de viaje.Erick Marciscano | La Estrella de Panamá

Los movimientos migratorios en Panamá, antes de la pandemia del COVID-19. marcaban una caída para el primer trimestre del 2020. Con los números registrados en el 2019, en este mismo periodo, se reafirma la baja en las cifras del movimiento migratorio en relación al año en curso.

Enero 2019, marcó un movimiento de entrada y salida en todos los puestos de control de 692,806 personas, en febrero 559, 849 y en marzo las entradas y salidas fueron de 562,280, entre nacionales y extranjeros.

A raíz del cierre de los aeropuertos para prevenir la propagación del COVID-19, el movimiento migratorio en el país bajó durante el mes de marzo.

Todas las actividades comerciales fueron suspendidas por la pandemia. El turismo ha sido la más afectada.Daniel González | La Estrella de Panamá

En enero entre entradas y salidas a Panamá, las estadísticas marcaron 600,449 viajeros y en febrero 535,039, mientras que en marzo el reporte bajó a 250,662 ciudadanos, en todos los puestos de control panameños.

Los nacionales, como es de esperar, marcan el primer lugar en movimiento migratorio, con 726,000 entradas y 663,251 salidas, desde enero hasta marzo del 2020.

Durante el tercer mes del año (marzo), las entradas de nacionales y extranjeros por vía aérea, fueron de 658, 846 y las salidas 589,704, en vía terrestre las cifras de entradas reflejan 65,350 y las salidas 67,934.

El Covid-19 acrecienta caída en el movimiento migratorio en el país

Las entradas y salidas por vía marítima fueron los números más bajos con la llegada de 2,703 personas y la salida de una mayor cantidad, reflejando la cifra de 5, 613.

La ocupación hotelera reportó esa caída en el movimiento migratorio en el país, al decretarse la cuarentena por la pandemia. La ocupación hotelera se situaba en 39%. Sin embargo, ya durante la pandemia llegó a bajar a 12% y hoy día se redujo aún más, al 3%.

Las nacionalidades

Los informes de Migración, hasta el mes de marzo, detallan que los extranjeros que ingresaron al país son ciudadanos de Estados Unidos, Colombia y Costa Rica.

En el caso de los ciudadanos de Estados Unidos, las autoridades de Migración reportan 192,904 personas en movimiento migratorio. Es decir 91,719 ingresaron y 101,185 salieron del país.

Para los nacionales procedentes de Colombia se reportó un movimiento de 136, 038 personas. Unas 69,146 ingresaron al territorio nacional y 66,892 salieron de Panamá. En el caso de Costa Rica, Migración reportó 91,063 migrantes. Entraron al país 44,006 y salieron 47,057 pasajeros de nacionalidad tica.

Movimientos por puertos

El Aeropuerto Internacional de Tocumen, en el primer trimestre del año, fue la terminal que más movimiento migratorio reportó.

Tocumen reportó 1.1 millones pasajeros en entradas y salidas.

Como segundo punto le sigue Paso Canoas, frontera con Costa Rica. En ese puesto de control migratorio el movimiento fue de 93,562, según los datos oficiales.

El Aeropuerto de Howard es el tercer punto de más movimiento de migración en el primer trimestre del 2020. En Panamá Pacífico, como también se le conoce a Howard, se reportó un movimiento de 74,923 pasajeros.

La industria sin chimenea

El bajo movimiento migratorio en Panamá ha asestado un duro golpe al sector de la industria sin chimenea.

Panamá cerró sus fronteras desde el 22 de marzo y el decreto que cerró las entradas de extranjeros se extiende hasta el próximo 22 de mayo.

Mientras eso sucede la Asociación Panameña de Hoteles (Apatel) informó a sus agremiados que solicitó a las autoridades las acciones necesarias, basadas en una hoja de ruta, sin tener hasta el momento claridad precisa sobre el particular.

En el comunicado, la Junta Directiva de la Apatel aclaró que en reuniones sostenidas con representantes de la Autoridad de Turismo de Panamá (ATP) y junto a otros gremios turísticos se abordó el tema de proponer un procesos para la reapertura de los negocios; sin embargo, los mismos dependen de criterios manejados exclusivamente por otras dependencias estatales y desconocidos por las agrupaciones turísticas.

De acuerdo con los hoteleros, los elementos imprescindibles para proteger la infraestructura turística del país, han sido comunicados a los representantes del Ejecutivo. No obstante, a la fecha no ha sido establecida una hoja de ruta consensuada para el proceso de reapertura, ni seguridad sobre las condiciones de apoyo a la industria, la cual genera 100,000 empleos a la economía del país.

La Apatel, al igual que el resto de los gremios turísticos que operan en Panamá han informado sobre la urgencia de concretar acciones en el menor tiempo posible, luego de paralizar sus actividades desde marzo —cuando se informó la presencia de la pandemia originada en China en diciembre de 2019— reconociendo la situación en que se encuentra el Gobierno Nacional en todas sus dependencias.

En su escrito, el gremio hotelero también ha enfatizado en la necesidad de que las acciones de relanzamiento turístico del país sean consultadas ampliamente con representantes del sector, lo cual es importante para proyectar la recuperación de la industria.