26 de Feb de 2020

Política

Reelección 2014, el norte de Cambio Democrático

PANAMÁ. Aunque el presidente, Ricardo Martinelli, dijo que no quería hablar más de política, fue él mismo quien rompió este compromiso h...

PANAMÁ. Aunque el presidente, Ricardo Martinelli, dijo que no quería hablar más de política, fue él mismo quien rompió este compromiso haciendo públicas sus preferencias por Guillermo Ferrufino como candidato presidencial de su partido Cambio Democrático.

Pero en ese mismo acto, el presidente dio indicios de lo que se está cocinando en su partido. ‘Yo estoy seguro que Cambio Democrático es un partido que ganará las próximas elecciones, porque este gobierno puede repetir’. Las declaraciones de Martinelli encierran la nueva estrategia de CD para quedarse en la silla presidencial más allá del 2014.

El plan surgió en una reunión que sostuvieron los dirigentes del partido junto con ministros, viceministros, directores y subdirectores de entidades autónomas y autoridades electas, el pasado sábado en Coclé.

El objetivo del encuentro era identificar los puntos débiles de CD ante la opinión pública y reforzarlos. Además, se acordó mantener la unidad a lo interno de ese colectivo político, asegurando que cada nuevo miembro del partido ‘sería un CD más’, sin importar de cuál partido político provenga.

BUSCANDO LOS VOTOS

Pero el punto más importante y desde el que iniciarán el proyecto reeleccionista de CD se centrará en los 633 corregimientos del país.

La idea es promover en cada corregimiento microproyectos que redunden en beneficio de estas comunidades. CD cuenta con 239 representantes de corregimiento, por ello el plan también incluye aumentar el número de corregimientos con la bandera del Cambio.

Para el analista de mercado Jaime Porcel es buena estrategia porque toca directamente al pueblo. ‘Fueron muchos los macroproyectos de este gobierno, pero se dieron cuenta que no llegaban a la gente’

Sin embargo, aunque el gobierno cuenta con las herramientas necesarias para llevar adelante estos planes, Porcel sostiene que CD no la tiene fácil en el 2014, debido a la expectativa sumamente alta que levantaron al promulgar un cambio que no han cumplido a cabalidad. ‘Hay una secuela de decepción que les va a costar superar’, indicó.

MÁS TRANSFUGUISMO

Renato Pereira, en cambio, no comparte la visión de Porcel. Para él, la nueva estrategia es un claro indicio de que el transfuguismo que hubo en el legislativo se va a trasladar a los gobiernos locales.

‘Es evidente que no se han contentado con los diputados, ahora van tras los alcaldes y los representantes’, dijo Pereira, advirtiendo que podría ser un arma de doble filo para el partido del presidente, si se toma en cuenta el rechazo del pueblo hacia los tránsfugas.