Temas Especiales

12 de Apr de 2021

Política

El asesinato que avivó el ajedrez político de cara a mayo de 2014

PANAMÁ. No es simplemente una muerte más. Es un hecho que implica un posible nexo político, crimen organizado o de narcotráfico.

PANAMÁ. No es simplemente una muerte más. Es un hecho que implica un posible nexo político, crimen organizado o de narcotráfico.

Nada sencillo el panorama que emerge a raíz de la muerte del abogado Juán Ramón Messina.

Las versiones sobre las razones del homicidio no saben estarse en paz. Una frase que podría definir a cabalidad este escenario es la pronunciada por el famoso filósofo romano Séneca; ‘la muerte es un castigo para algunos, para otros un regalo, y para muchos un favor’.

Un muy complicado hecho en el que convergen varios factores. Primero son públicos los antecedentes de una relación conflictiva entre Messina y el Diputado Raúl Pineda. Un viejo asunto pendiente en el que murió el asistente personal del diputado refiere como antecedente polémico entre las partes cuando Pineda culpó a Messina del incidente.

Esto de alguna manera, siendo un crimen no resuelto crea los elementos para tener las versiones oscuras de las relaciones entre estas dos personas y los políticos, y el bajo mundo. Pro otro lado, el problema del nivel de oscilamiento político de Pineda con el gobierno de una manera preconcebida contribuye a mantener un clima donde no hay claridad. Si a eso sumamos el reciente homicidio, acrecentamos un elemento de mayor insertidumbre, pues, aunque el hecho se resuelva por la vía legal o jurídica, la idea del beneficio político al diputado puede persistir en la opinón pública. Es decir, muchos podrían considerar que el delito quedará impune como ha ocurrido en el pasado. La mayor parte de los crímenes de esta naturaleza queda impune debido a un sistema de justicia débil, precedida tal vez por una parte investigativa que podría ser mas completa, o de un trabajo forense que no cuenta con los recursos necearios para hacer frente a los retos que marca a pasos agigantados el crimen organizado.

En estas circunstancias, la justicia ha jugado un factor determinante en la política. Nunca quedó claro lo que sucedió en junio del 2012 en aquel sitio de San Miguelito donde murió el asistente de Pineda. Posteriormente con el diputado hubo varios acontecimientos que para la percepción popular fueron resueltos por una ayuda. Una mediación podría transferirse a una condición que influyó en su comportamiento en el legislativo.

Aunque en el incidente del pasado lunes, tenga o no que ver, parece que por herencia el diputado quedó impregnado. Situación que lo pone en desventaja, porque mientras que él forma parte del mundo visible de la política, Messina no lo era. Por tanto, el agua que puede correr debajo del puente es confusa. ¿Quién se atreve a decir verdaderamente cuál era la relación entre ellos en el submundo? Un espacio donde desafortunadamente se establecen vasos comunicantes entre intereses personales con los políticos, por ende, podría traducirse como una rivalidad política que se mezcla con los asuntos de antaño. El análisis presente puede acercarse o alejarse de la verdad a medida que se aclaren los hechos. Pero ¿qué pasaría si quedan en la impunidad como muchos otros? O si se esclarece después de las elecciones? No dude que podría ser un factor que gravite sobre el comportamiento del proceso electoral. De no disiparse será una nube que permanezca en la contienda tanto en los partidos políticos como en los votantes. Una mirada restrospectiva a los cambios de la ley electoral permiten también enlazar la realidad; al seleccionar al más votado de la papeleta se crea un clima desigual en la contienda; aparecen copartidarios que visten la misma camiseta pero que compiten individualmente por el presupuesto de la campaña, por ejemplo. El proceso electoral no se construye sobre un mundo ideal. La realidad pasa por los componentes sociales reales que caracterizan los circuitos electorales, los candidatos a puestos populares, por tanto, son producto de éstos sitios donde hay formas y pautas de conducta. El sociólogo y músico Jaime Porcel, no pierde el tiempo en recordarme la canción del Gran Combo; ‘ese muerto no lo cargo yo, que lo cargue el que lo mató’. Yo agregaría, que a pesar de huir del muerto, muchos lo aprovechan para sacar beneficio de la situación. Jaime define la situación de la siguiente forma; ‘la profundización de una política que se mezcla o roza la línea roja de la criminalidad. ¿Qué hay detrás de esto? pareciera que hay un pulseo de vieja data. Lo que si, sea como sea, el suceso ha estremecido a la opinión pública y ha desatado una serie de especulaciones y réplicas que parecen no tener fin’. Cada grupo aporta el criterio más acertado o conveniente respecto al tema; el Frente Amplio por la Democracia (FAD) por ejemplo, dice que el conflicto entre Pineda y Katy Ramos viuda de Messina, ‘han sido posibles gracias al complacencia, complicidad e indiferencia de las cúpulas partidarias que han permitido en el pasado reciente situaciones similares’, y cierra un comunicado enviado a los medios con la incógnita de si se busca crear un clima para justificar la suspensión de las elecciones. El Partido Popular hizo un llamado al cese de ataques, el despilfarro multimillonario por algunos partidos y candidatos, el incremento del clientelismo. Reprende a la Asamblea de no haber establecido un tope los donativos de las campañas electorales. Advierten ‘que esto puede empeorar. Les recordamos a estas mismas autoridades que ellos están para salvaguardar la vida, bienes y honra de todos los ciudadanos’. De continuar estas prácticas, agrega la nota, se convertirá en un podio de trifulca en vez de ideas’. Mario Rognoni, miembro del PRD, considera que su partido actuó en forma apresurada al ordenar un proceso de expulsión contra Pineda; ‘si alguien le interesaba que no le pasara nada a Katy y a Messina es al propio Pineda’ dice Mario. Es válido, no obstante, sacar provecho a todo lo que ocurra, me dice Mario’, y analiza; Katy Ramos tiene una dosis emocional con una mezcla de lástima, venganza y justicia, pero Pineda es el más afectado que le va a trabajar en negativo, tendrá que reversar eso’. Mario recomienda a su partido sacar las castañas del fuego, y ‘exhortar las autoridades a que investiguen, pero no haciéndose de jueces, situación que le esta restando liderazgo a Juan Carlos Navarro’ candidato del PRD. Dentro del mismo PRD se escuchan voces que no estuvieron de acuerdo con la reacción de Navarro. Aún más, si tomamos en cuenta la acción de Navarro cualquiera puede preguntarse por qué cuando Pineda acusó el año pasado a Messina no se efectuó un proceso contra el hoy occiso. Si echamos un vistazo al escándalo mas reciente cuando Roberto ‘Boby’ Velásquez renunció a su candidatura como alcalde después de aceptar que su voz era la que aparecía en una grabación donde supuestamente ordenaba una serie de atentados contra su contendor, y aceptaba tener vínculos con las bandas delincuenciales. Como marco de referencia, en aquél momento Navarro solicitó la renuncia a Velásquez, y manifestó que el partido ‘no toleraría este tipo de conductas’. El partido oficialista y el panameñista tal vez sean los que más filo van a sacar de éste incidente. En el marco de las hipótesis, este cataclismo afectará principalmente al PRD.