Temas Especiales

21 de Apr de 2021

Política

Campaña sucia, un mal que no se detiene

Las campañas sucias y negativas van viento en popa en la recta final de las elecciones presidenciales 2014.

Las campañas sucias y negativas van viento en popa en la recta final de las elecciones presidenciales 2014.

Los siete candidatos se comprometieron hace unas semanas, por medio de la firma del Pacto Ético, a respetar a sus contendientes evitando publicar información falsa y contenido que degrade la imagen de los aspirantes a dirigir el país.

Sin embargo, el compromiso no se ha respetado. Los tres partidos más grandes parecen ser los que orientan sus mensajes a este tipo de campaña, quizás porque cuentan con más recursos. De esta manera quebrantan los compromisos adquiridos cuando se adhirieron al Pacto Ético .

Se les ha olvidado específicamente los puntos que exhortan una campaña política basada en principios y valores, que rechazan la violencia, las campañas sucias, los mecanismos intimidatorios que atentan contra el ejercicio de los derechos y deberes políticos.

Son los fines de semana, luego de las cinco de la tarde del viernes, cuando se percibe que salen a la luz pública este tipo de propagandas en los medios televisivos.

En los últimos días han salido muchas de estas, rayando en la saturación mediática y creando confusión en el electorado.

El fin de semana pasado apareció una, firmada por el Partido Panameñista, que muestra la conversación de dos pescadores diciendo que el candidato oficialista es un títere.

Otra del grupo Panamá Avanza narra el respaldo del presidente venezolano, Nicolás Maduro, al opositor Partido Revolucionario Democrático (PRD).

La del PRD, por su parte, recuerda los enfrentamientos ‘funestos’ entre agentes de la Policía y diversos los grupos sociales, por la aprobación de leyes que consideraban inconsultas.

Hasta el momento, ninguna de estas propagandas ha sido sacada del aire. La instancia correspondiente que tiene la competencia privativa es el Tribunal Electoral, aunque las denuncias que se presenten deben ser investigadas por la Fiscalía Electoral.