Temas Especiales

23 de Jan de 2021

Redacción Digital La Estrella

Columnistas

Exilio continuo

Las tragedias del exilio siguen dando problemas, por eso es importante informar a la juventud lo violento y anti panameña que fue la dic...

Las tragedias del exilio siguen dando problemas, por eso es importante informar a la juventud lo violento y anti panameña que fue la dictadura torrijista—PRD. Además de cerrar universidades, colegios, periódicos, radios, encarcelar, torturar, asesinar, desaparecer personas y violar todos los Derechos Humanos, exiló a cientos de panameños. Los privó de sus derechos ciudadanos por 10 años.

No sólo fue perder la familia, trabajo, propiedades y dinero, sino una constante persecución por varios países, con falsas acusaciones siempre desestimadas. La negación de pasaportes, que nos obligó a usar los de la ONU o de países que nos acogieron como: Alemania y Suecia. Todo esto sin dinero y con dificultades laborales dramáticas de sobrevivencia. En algunos lugares dieron facilidades temporales, en otras exigían la nacionalidad local, como a los abogados y médicos, o revalidas de títulos, llegando a reunir alguno hasta 4 títulos. Algunos murieron en el exilio. En la Biblioteca Nacional están los originales de los periódicos clandestinos publicados en el exilio: Panamá Revolucionario y El Grito. Además de libros como “Intervención y dictaduras” y “Recuentos de un boina negra”, “In the time of the tyrants”.

Pero hay que agregar las secuelas post exilio: la pérdida de clientes, el desempleo, la marginación por parte de la sociedad por temor a represalias, la pérdida de bienes, crédito y hasta amigos. Y aún después, las insuficientes cuotas de la CSS para obtener una jubilación normal. Es decir, los daños del exilio nos perseguirán hasta la muerte.

El exilio dignamente llevado no fue una acción lírica, la realidad fue terriblemente traumática llevada con dignidad, orgullo, valentía, nacionalismo y patriotismo. Se luchó por la libertad, la democracias y la Patria. Contra una dictadura inconstitucional, que aparte de sus crímenes y robos endeudó al país, manchó al país y su historia, obedeciendo órdenes de USA, del cual eran espías con un tratado de neutralidad traidor a los postulados del 9 de enero del 64 y que aprobó el pueblo en el Congreso de la Soberanía. Ese Congreso dijo: devolución del Canal en 15 años, sin bases militares y control económico del Canal (peajes), con absoluta soberanía sin intervención militar ni paraguas de nadie.

Otra cosa es con guitarra. Muy fácil ahora criticar lo que obligadamente tuvieron que hacer muchos exiliados para sobrevivir; cuando en su momento permitieron con su cómplice silencio los atropellos perpetradas por la dictadura torrijista PRD. A los que deben enjuiciar es a los que exiliaron, y lo que debe hacer el gobierno PRD, en vez de estar privatizando, despilfarrando, robando, asesinando obreros, permitiendo la impunidad, persiguiendo exiliados y privándolos de sus derechos ciudadanos; y entregando el país a la fracasada explotación neoliberal, es pedir perdón por todos sus crímenes.

Pero sobre todo debería reparar el daño hecho al país con los tratados del Canal e iniciar los trámites diplomáticos para revisar los tratados y eliminar las cláusulas que permitieron la invasión de USA, y que frenan nuestra soberanía económica sobre el Canal con los peajes. Como la dictadura PRD nació entregada a USA, porque ellos la crearon, inclusive con intervención militar en Chiriquí contra la guerrilla panameñistas e izquierdistas, esta tarea deberá corresponderle a un próximo gobierno democrático para con manos limpias y patrióticas, lograr la reconciliación nacional para un Panamá Mejor.

-El autor es médico y ex ministro de Estado.grollap@cableonda.net