18 de Oct de 2021

  • Redacción Digital La Estrella

Columnistas

Vuelven los recuerdos de la insurgencia del ayer

Leyendo una noticia del Paraguay, se me vinieron de inmediato los recuerdos del movimiento insurgente en Centroamérica, desde la década ...

Leyendo una noticia del Paraguay, se me vinieron de inmediato los recuerdos del movimiento insurgente en Centroamérica, desde la década de los 60 y que se prolongaron por tres décadas. Ellas trascendieron las fronteras de Guatemala, Honduras, Nicaragua y El Salvador, a su vez en el Cono Sur ya operaban en Colombia, Argentina, Uruguay, Venezuela y Perú.

Estos movimientos insurgentes surgieron como reacción ante las dictaduras militares y gobiernos autocráticos que pretendían perpetuarse en el poder. Tenían un apoyo de la sociedad civil, principalmente del campesinado y la población indígena, ante este accionar popular hacían operativos para rescindir tal apoyo.

Bajo este escenario del recuerdo, aparece esta noticia, “El Ejército del Pueblo Paraguayo( EPP ), quien desde el 15 de octubre, mantiene secuestrado al ganadero Fidel Zavala, exige por su liberación 5 millones de dólares, pero antes de tal liberación exige a sus familiares que entreguen 30 cabezas de ganado vacuno a los habitantes mas pobres de Asunción”.

La entrega se hizo en la comunidad indígena “Boquerón” de Concepción; en la comunidad indígena “Redención” y en el barrio Chacarita de Asunción. A cada comunidad se le entregó 10 cabezas de ganado, el costo total de la carne donada fue de 120.000.000 guaraníes, unos 25.800 balboas, en total se repartieron 12 mil kilos de carne.

El hermano de Fidel afirma que la carne es de primera calidad y es una cortesía del EPP que nosotros “donamos voluntariamente”.

Guillermina Benítez, de Chacaritas afirmaba: “comer carne no es cosa de todos los días por su alto precio.

Rezamos por Fidel Zavala para que termine pronto su secuestro”.

En fin, este EPP, guerrilla declarada marxista-leninista, se constituyó como tal desde el 1 de marzo del 2008, hace recordar a los sandinistas, a los del Farabundo y demás que utilizando todos los medios de lucha aspiraron a llegar al poder político.

Definitivamente la historia avanza en espiral.

*Economista elamphrey@hotmail.com

***