Temas Especiales

01 de Dec de 2020

Redacción Digital La Estrella

Columnistas

Seguridad, garantía de calidad de vida

El domingo 23 de mayo, en La Cinta Costera, se estará realizando una camita cívica, cuyo objetivo es impulsar una cruzada por la paz.

El domingo 23 de mayo, en La Cinta Costera, se estará realizando una camita cívica, cuyo objetivo es impulsar una cruzada por la paz.

Esta concentración es convocada por diversos grupos de la sociedad civil, quienes en compañía de representantes eclesiásticos y ciudadano responsables y con sentido común participarán con sus familias. La intención, hacerse eco del clamor generalizado de la población por los elevados niveles de inseguridad que vivimos frente al incremento de la violencia y delincuencia.

Según cifras policiales, durante los últimos meses, las cifras de homicidios se incrementaron en un 50%. De éstos, aproximadamente, el 40% se relacionan con casos de pandillas y narcotráfico.

La proliferación de pandillas, ajusticiamiento, transgresión y criminalidad mantienen en desasosiego a la comunidad. Existe desconfianza hacia la actuación de las autoridades, producto de algunos actos delincuenciales en los que se han visto involucrados agentes del orden público, así como la percepción de altos niveles de corrupción administrativa o judicial, que no se corrigen dentro de las esferas del aparato gubernamental.

La seguridad es un asunto de todos. Para lograr disminuir los elevados índices de inseguridad, requerimos de una visión compartida; gobierno, iglesias y sociedad; por ello, es indispensable fortalecer la institucionalidad del orden democrático, mediante la participación activa de la ciudadanía de manera organizada.

La realidad que se vive, evidencia la existencia de un conjunto de factores que perturban la paz social, entre ellos la exclusión social, por lo que urge establecer políticas de orden social que permitan edificar una sociedad más justa y equitativa, en la cual los beneficios del crecimiento económico, registrado por nuestro país durante los últimos 15 años, lleguen a todos los niveles de la población, permitiendo una mejor calidad de vida y dicha riqueza no se quede concentrada en un minúsculo grupo social.

En lo que respecta a la lucha directa contra organizaciones del crimen organizado, delincuencia común o delincuentes de cuello blanco, se requiere de voluntad política expresa, que se vea cristalizada en acciones coherentes y estrategias efectivas que garanticen acciones preventivas, represivas y penales que aseguren el cumplimiento de las leyes.

Se requiere, con urgencia, establecer políticas de Estado en materia criminalística y de migración, que respondan a necesidades reales, actuales y futuras del consecuente desarrollo social previsto para Panamá; que por su posición de tránsito y características especiales, vislumbran un crecimiento migratorio explosivo.

Es imprescindible sanear la Policía y reclutar personal técnico de experiencia en materia policial y de seguridad, así como penalizar a aquellos funcionarios públicos escogidos, por elección del voto o nombramiento que cometan actos de peculado, evasión fiscal, uso indebido de fondos o lesionen el patrimonio públicos, para usufructo personal, particular o partidario, en perjuicio del Erario Público. Si queremos un cambio real, tanto gobernantes, como políticos y sociedad civil debemos deponer intereses propios y buscar el bien común predicando con el ejemplo.

*Economista y educadora. diostesalvepanama@yahoo.com