Temas Especiales

11 de Apr de 2021

Redacción Digital La Estrella

Columnistas

Hugo Chávez, otra vez

O bservamos en CNN la denuncia del gobierno de Colombia ante la OEA, en la cual con pruebas irrefutables señala los campamentos que la n...

O bservamos en CNN la denuncia del gobierno de Colombia ante la OEA, en la cual con pruebas irrefutables señala los campamentos que la narcoguerrilla de las FARC y FLN mantiene en territorio venezolano. Está claro que la existencia de estos campamentos de la muerte no puede darse sin el apoyo del gobierno de Hugo Chávez y sus acólitos. La información de las coordenadas geográficas de la ubicación de los campamentos, así como hora, fecha, número de vuelo de entrada vía Caracas de conocidos narcoguerrilleros, es una prueba más de la complacencia del gobierno de Chávez con la guerrilla colombiana.

La respuesta del embajador venezolano ante la OEA rehúye referirse a las pruebas y con sorna propia de quien no tiene argumento por razón de haber sido agarrado con las manos en la masa, se burla de las acusaciones y pruebas presentadas por Colombia. Creo que el gobierno de Venezuela, que no es representativo de la voluntad de la mayoría del hermano pueblo venezolano, con su absurda actitud perdió su única oportunidad de salir de estas acusaciones con dignidad.

Para ponerle sal a la herida Chávez rompe relaciones diplomáticas con Colombia y ordena movilización en la frontera con el hermano país, persistente en su maldad como Satanás, Chávez, el usurpador del mensaje del Libertador Simón Bolívar, no se atreve a tomar el reto de una inspección ocular de las aéreas señaladas como campamento de las guerrillas, opta por la salida más fácil.

En un punto y aparte, considero oportuno señalar que nuestro ministro de Seguridad desde su inicio ha hecho lo correcto en la protección de nuestra frontera con Colombia y si bien es cierto que su dura postura no es del agrado de algunos, es lo que necesitamos para enviar un mensaje a las guerrilla, narcotráfico, tráfico de armas y de seres humanos. ‘En Panamá no hay espacio ni complacencia con ninguno de ellos’. Al señor ministro le reitero lo que le señale personalmente. ‘Es mejor un león conduciendo un rebaño de ovejas, que una oveja conduciendo una manada de leones’, está de más solicitarle que continúe por ese camino, seguro estoy que la mayoría silenciosa se lo agradece.

De vuelta a Chávez, su distorsión de la realidad latinoamericana y el papel que él juega en ella tiene profundos ribetes melodramáticos y mesiánicos, por decir lo menos. El pueblo venezolano está acercándose vertiginosamente a lo que llamo ‘el factor Bocas del Toro’, esto degenerará en una gran explosión, con una guerra civil de incalculable consecuencias para Venezuela y también tendrá sus consecuencias en el ámbito mundial por razón de los problemas que genera la restricción de producción petrolera ante una grave crisis interna.

¿Por qué Chávez no acepta la inspección de los embajadores de la OEA en las áreas señaladas por Colombia como ocupadas por la guerrilla? Porque los videos, mapas, coordenadas geográficas, fotos, testimonios de guerrilleros desmovilizados, son una realidad irrefutable, imposible de explicar y ocultar, son una vergüenza, ausente de todo pensamiento e ideal bolivariano, constituye un golpe bajo a la democracia, que pone en evidencia al verdadero Hugo Chávez Frías, otra vez.

Así lo percibo, así lo escribo.

*EMPRESARIO.