Panamá,25º

15 de Nov de 2019

Todd Clewett

Columnistas

Los desafíos del progreso

Suntracs tiene un historial de atacar proyectos de importancia en Panamá —y este no ha sido la diferencia

Durante los últimos doce días Minera Panamá —que realiza la mayor inversión del sector privado en la historia de Panamá— ha sido objeto de ataques por parte del Suntracs.

Suntracs tiene un historial de atacar proyectos de importancia en Panamá —y este no ha sido la diferencia.

El viernes 13 de marzo, Suntracs invadió ilegalmente, con violencia y a la fuerza, el sitio del proyecto de Minera Panamá en Donoso y, por cinco días, se tomaron vehículos y destrozaron bienes sin autorización, acosaron e intimidaron a nuestros trabajadores. El paro ilegal fue levantado con el apoyo del Gobierno, pero el ataque no ha parado. Suntracs está ejecutando una campaña de desprestigio contra Minera Panamá.

Dicen que tenemos mil trabajadores extranjeros ilegales. FALSO. Dicen que abusamos de los derechos de los trabajadores. FALSO. Dicen que se les prohíbe entrar al proyecto. FALSO.

Los hechos son los siguientes: Minera Panamá tiene actualmente 2988 trabajadores, de los cuales 271 son ciudadanos extranjeros. Estos trabajadores extranjeros están autorizados por el Mitradel para laborar en el proyecto Cobre Panamá. Además, Mitradel inspecciona nuestro sitio semanalmente para asegurar el cumplimiento de la legislación laboral panameña.

Literalmente no existe ni ha existido abuso hacia los derechos de los trabajadores. A todos los trabajadores de Minera Panamá se les paga por encima del estándar de la industria. Ofrecemos diariamente tres comidas calientes y alojamiento limpio y cómodo para aquellos trabajadores que pernoctan en el proyecto. De hecho, tenemos más de 6000 personas aplicando para trabajar con nosotros desde enero, lo que no sucedería si lo que Suntracs dice fuera cierto.

A Suntracs no se le ha impedido entrar al área del proyecto, de hecho, han sido un asiduo visitante en el Proyecto, visitándolo en seis ocasiones desde enero.

Los argumentos de Suntracs simplemente desafían la lógica y la realidad de los hechos.

Suntracs está interesado en Minera Panamá, porque pronto seremos el proyecto de construcción más grande del país, con más de 6000 trabajadores. Más bien su interés primordial es simplemente el de obtener acceso a las cuotas sindicales. El público no debe dejarse engañar, las acciones de Suntracs están muy alejadas de representar los derechos de los trabajadores.

La verdad es que Minera Panamá ejecuta una enorme obra y lo hace de forma pacífica y con éxito desde 2012, cuando inicio su construcción. Existen otros sindicatos en nuestro proyecto y los contratistas se involucran de manera productiva con ellos.

Si nuestros trabajadores deciden afiliarse al Suntracs, entonces ese es su derecho y vamos a respetarlo. Minera Panamá no tolerará la intimidación de nuestros trabajadores. Tampoco toleraremos ser intimidados por un sindicato cuya dirigencia vela por sus propios intereses.

La gran mayoría de las personas que trabajan para el proyecto y de las comunidades aledañas, apoyan al Proyecto.

Nos mantenemos firmes en nuestros valores de seguridad y bienestar de nuestros trabajadores y sus familias, y siempre defenderemos y protegeremos los derechos de los trabajadores a laborar en un ambiente pacífico.

Esta mina funcionará durante más de 30 años y ofrece toda una vida de trabajo para las personas, en una región que tiene pocas oportunidades económicas. Los empleos a su vez proporcionan mejoras en la educación y en la asistencia sanitaria, brindando progreso en la vida de las personas cercanas a la mina.

Minera Panamá pronto será el proyecto más grande de Panamá. Siempre vamos a trabajar dentro de la Ley y con nuestras comunidades y autoridades competentes para solucionar cualquier situación que se presente. A diferencia del Suntracs, no operamos a través de la provocación o agresión. Queremos un lugar de trabajo justo y pacífico, y seguiremos velando para que esto se mantenga.

COUNTRY MANAGER , MINERA PANAMÁ.