Panamá,25º

11 de Dec de 2019

Avatar del Genaro López

Genaro López

Columnistas

Nombramientos: la historia vuelve a repetirse

En medio de ello, bases del PRD denuncian que han sido despedidos o no se les ha nombrado

Lo que está aconteciendo en el país pone al descubierto, una vez más, las falacias de las promesas electorales. Tal como lo advertimos, las promesas en materia de adecentamiento de la cosa pública siguen dormitando, provocando mayor desconfianza y falta de credibilidad en el sistema por parte del pueblo panameño.

Los últimos nombramientos que se han dado por parte del Ejecutivo, avalados por la Asamblea Nacional, dan cuenta de la estructura de compadrazgos y pagos de facturas; son escenarios que traducen acuerdos de negocios (otorgamientos de contratos) ante los financiamientos otorgados en el proceso electoral; proyectan un descontrol en términos de fiscalización de los recursos públicos. Diversos sectores sociales (obviamente, excluyendo la patronal y la partidocracia), han manifestado su preocupación y rechazo de los nombrados a la Contraloría, la Fiscalía Electoral, la CSS, directivos del Canal, Ampyme, entre otros (Para detalle completo, los exhorto a leer el documento de Frenadeso ‘Nito no nombró a Noriega porque se murió'). Siendo así, no sorprenderá a nadie la escogencia de los magistrados de la CSJ. La supuesta metodología por ‘meritocracia', que dicen aplicar, parece tener un requisito el cual nadie fuera de los ungidos puede alcanzar: la foto y apellido de los ya previamente pactados.

En medio de ello, bases del PRD denuncian que han sido despedidos o no se les ha nombrado. Frente a ello, es importante tener claro que el PRD no estuvo fuera del Gobierno por 10 años; su cúpula siempre estuvo. Muchos respaldaron a Martinelli y otros a Varela / Pacto de Gobernabilidad (controlando embajadas, consulados, algunos ministerios, instituciones, Contraloría, y botellas, planillas y contratos brujos en la Asamblea).

Como se menciona en el documento de Frenadeso, ‘La historia vuelve a repetirse. Estamos ante más de lo mismo. Los mismos que desde 1903 y antes se han ocupado de saquear las arcas del Estado y utilizar la política para enriquecerse. El poder real sigue a la sombra. Así se está partiendo el pastel en el nuevo Gobierno. Con una agenda marcada por los gremios empresariales (Conep, Cámara de Comercio, Apede, etc.) y con una llamada Concertación a tono con ella. Esta agenda incluye APP, reformas constitucionales inconsultas, reformas electorales, aumento de edad de jubilación y cuota obrera, reformas laborales y migratorias en función de los intereses patronales, nuevos impuestos, recortes en los programas sociales, despidos masivos'.

El pueblo se está dando cuenta pronto de cómo fue otra vez embaucado a través de la mentira y la campaña de odio y miedo contra los sectores que representaban el cambio real en las elecciones del 5 de mayo de 2019. Ya lo dijo Malcolm X: ‘Si no estamos prevenidos ante los medios de comunicación, nos harán amar al opresor y odiar al oprimido'.

Esta crisis institucional que vive el país, producto de la avaricia y falta de transparencia, honestidad y ética de los grupos de poder económico y político exige de los sectores éticos y democráticos redoblar esfuerzos de lucha contra la corrupción, el nepotismo y la impunidad; así como también, para que se atienda la enorme deuda social.

Es la hora de la organización y lucha, frente a esta vergonzosa e indigna conducta de los políticos tradicionales, es necesario sustentar la recuperación de la legalidad y de la legitimidad en un nuevo Contrato Social del cual emane el sistema jurídico, político e institucional; siendo ello, solo posible, a través de una Constituyente Originaria con plenos poderes, autoconvocada, que funde un nueva República de bienestar, progreso, solidaridad, plena soberanía, auténtica democracia y oportunidades reales para todos los panameños.

SECRETARIO GENERAL DE CONUSI-FRENADESO.