Temas Especiales

14 de Jul de 2020

Avatar del Orlando Acosta Patiño

Orlando Acosta Patiño

Columnistas

Oportunidades en tiempos del COVID-19

Mis seguidores están preguntando ¿cuál es mi reflexión en tiempos de COVID-19? Pues bien, son varias. La primera, un balance sobre qué o cuáles cosas han faltado, las que me han sobrado y otras oportunidades que emergen en tiempos de crisis.

Mis seguidores están preguntando ¿cuál es mi reflexión en tiempos de COVID-19? Pues bien, son varias. La primera, un balance sobre qué o cuáles cosas han faltado, las que me han sobrado y otras oportunidades que emergen en tiempos de crisis.

¿Qué falta? Ninguna cosa material. No ha faltado papel higiénico y ninguna basura de los almacenes que ofrece el “mall”. Ningún envase plástico, ninguna chancleta ni un par de medias. Tampoco me han faltado tomates ni zanahorias. Los limones los consigo en Calidonia, como siempre; allí el señor Fausto sigue en la misma esquina. Las naranjas a $16 el ciento: que se pudran en el lejano mercado de abastos. No me han faltado las llamadas de amigos y los chistes divertidos.

¿Qué me ha sobrado? El miedo de contagiarme en tiempo de peste. Los especuladores han sobrado. Las voces apocalípticas del fin del mundo. Los testimonios de mi panameñito vida mía en Europa. Me sobra la trompeta anunciando la ruptura del enésimo sello y las voces agoreras del fin del mundo. Los pastores evangélicos culpando al Carnaval y al pecado: el COVID-19 no es un castigo divino ni resultado por haber mostrado el ombligo en Carnaval. No he dejado de lavarme las manos. Me han sobrado los 233 chats en los grupos de WhatsApp. No me ha sobrado gel alcoholado ni el ronroneo de mis gatos en casa. Sobran las preguntas de periodistas que siguen preguntando lo que otros ya han contestado en las otras conferencias presenciales. Sobra de más, diputados como Bolota que, conduciendo un carro sin placa, rehúsa cumplir con la Ley que nos cubre a todos; sobran las otras diputadas que, regresando de China, desconocen la directriz de la autoridad de Salud. Me han sobrado las conferencias en la mañana, pues la de anoche, dice lo mismo que la de ayer.

¿Qué me falta? Mejor dicción por parte de las autoridades de Salud en las conferencias de prensa. Más gente con Xavier Sáenz Llorens. La visita de mi madre en el almuerzo de domingo. Más tiempo para estar en casa haciendo lo que me da la gana. Me ha hecho falta el mensaje de las autoridades de Transporte y la pauta de conducta en el Metrobús. Me ha hecho falta más humor colectivo y en las redes sociales.

El COVID-19 trae oportunidades. No hay legislación en el tema de teletrabajo y medidas económicas, lo que expone que estamos años luz de otras sociedades más evolucionadas. Oportunidad de los diputados en ponerse las pilas y legislar en beneficio de la gente. Oportunidad de mensajes positivos por parte de los comunicadores sociales en tiempo de crisis. Más empatía y menos pánico y desasosiego. Menos mascarillas y más humor. Oportunidad de desarrollar solidaridad entre las gentes que tienen menos o muestren mayor vulnerabilidad y menos resiliencia en tiempo de crisis.

Te invito a que hagas tu balance de lo que falta, sobra y cuáles son las oportunidades que encuentras entre tus cuatro paredes y las que rodean nuestro pequeño-gran mundo. El COVID-19 te mostrará lo que te falta, lo que te sobra, y por supuesto oportunidad de ser mejor y llevar con liviandad, los tiempos de crisis.

Ingeniero