Temas Especiales

13 de May de 2021

Abilio Abel González López

Columnistas

Importancia de la garantía

En alguna ocasión, luego de haber comprado un artefacto que tanto anhelaba, y sin esperar o imaginarlo, le resultó dañado o defectuoso y terminó perdiendo su dinero, o se ganó un disgusto, porque el almacén donde adquirió este artículo le desconoció el tiempo de garantía establecido por el fabricante.

En alguna ocasión, luego de haber comprado un artefacto que tanto anhelaba, y sin esperar o imaginarlo, le resultó dañado o defectuoso y terminó perdiendo su dinero, o se ganó un disgusto, porque el almacén donde adquirió este artículo le desconoció el tiempo de garantía establecido por el fabricante.

No está de más informarse sobre la garantía, para prevenir y evitar situaciones que podrían afectar su presupuesto familiar. Recuerde que la garantía es un derecho a que su inversión no se pierda, por un desperfecto que no esté relacionado con mal uso del bien. Es el fabricante el que la otorga al distribuidor, mediante un documento especificando los términos de esta.

La garantía es transferible hasta el consumidor, quien en realidad se acoge a este servicio, el cual es un derecho. Algo determinante es que el consumidor debe guardar el "certificado de garantía", un documento que debe llenarse con los siguientes datos: nombre completo del consumidor, marca, modelo y serie del artículo, términos generales (piezas, mano de obra, etc.) y tiempo determinado que ampara la garantía (año, mes, etc.).

La garantía representa un seguro de que el artículo comprado presente debidamente las funciones para las que fue fabricado. De no ser así, es precisamente la garantía la que le permitirá efectuar su reclamo de acuerdo con los términos que ampare su certificado de garantía, sin costo alguno.

La Ley 45 de 2007 establece que todo artículo nuevo debe tener una garantía, y usted tiene el deber de exigir el cumplimiento de esta, ya sea que compre al crédito o al contado. La Ley dispone que todo producto tenga presunción de novedad, por lo que, si usted adquiere uno de segunda sin saberlo y presenta anomalías, tiene derecho a reclamar.

Es recomendable que, antes de comprar un producto, se tenga la certeza de lo que adquirirá, así como también de revisarlo detenidamente. En caso de artefactos grandes, cuyas pruebas no se completan en los locales comerciales, se debe verificar, lo más pronto posible, su normal funcionamiento en el hogar, para que, de encontrar alguna irregularidad, se reclame y solicite inmediatamente al proveedor el cambio respectivo, previa comprobación técnica.

Cabe señalar que, según el tablero de multas de la Acodeco, el incumplimiento de la garantía es el segundo motivo con más quejas presentadas por los consumidores en esta institución. De enero a octubre de este año, se han presentado 358 casos por esta causa, con una cuantía total de B/.1 510 270.00.

Comunicador social.