Temas Especiales

21 de Jan de 2021

Abilio Abel González López

Columnistas

Ahorrando energía para pagar menos

“Recuerde que, al disminuir el consumo de energía, usted está ahorrando para su propio beneficio y el de su familia”

Ante los costos actuales de la energía, la conservación puede convertirse en un hábito muy valioso, por lo tanto, es recomendable iniciar, hoy mismo, un plan de ahorro en el hogar.

Ahorrar dinero es un excelente incentivo, para conservar energía. Esta conservación no implica cambios drásticos en nuestras vidas, significa simplemente sustituir el desperdicio por hábitos prudentes de consumo.

Por ejemplo, en la cocina, use recipientes con tapa, si es posible de fondo plano y del tamaño que abarque el fuego del quemador; encienda cuando tenga los ingredientes listos para cocinar; use olla de presión cada vez que pueda; evite abrir la puerta del horno cuando está en uso. Controle el enfriamiento del refrigerador al nivel más bajo posible; evite abrir la puerta del refrigerador con frecuencia para que no se escape el aire frío, y asegúrese de que el sello de goma alrededor de la puerta cierre herméticamente.

En la iluminación, utilice la luz natural mientras sea posible; apague las luces en las habitaciones que no estén en uso; reemplace las bombillas incandescentes por fluorescentes y manténgalas limpias. La iluminación LED (“light-emitting diode”) o diodo emisor de luz resulta una opción para disminuir ese consumo excesivo que afecta no solo a un hogar, sino al país entero. Al cambiar los focos de su hogar, debe reemplazar aquellos que más usa, tales como los de la sala, la cocina, la recámara o las luces que coloca en el exterior de la vivienda.

Al usar electrodomésticos, llene la lavadora a capacidad, pero no la sobrecargue; no deje la plancha encendida mientras se ocupa en otras labores; desconecte la televisión y equipo de sonido cuando no se estén usando.

En el acondicionamiento de su hogar, refresque su vivienda con aire libre cada vez que sea posible; considere el uso de abanicos; si usa el acondicionador de aire, gradúe el termostato para obtener una temperatura agradable; utilice cortinas en las ventanas para evitar que los rayos solares penetren y calienten las habitaciones; pinte las paredes de colores claros; y si es posible, siembre árboles alrededor de su casa.

Recuerde que, al disminuir el consumo de energía, usted está ahorrando para su propio beneficio y el de su familia.

Comunicador social.