Temas Especiales

06 de Jun de 2020

Café Estrella

Diálogo entre cuerpos y almas, días de danza

PANAMÁ. Un despliegue de cuerpos en movimientos, complementadas con un repertorio de piezas musicales, peinaron las tablas del Teatro Na...

PANAMÁ. Un despliegue de cuerpos en movimientos, complementadas con un repertorio de piezas musicales, peinaron las tablas del Teatro Nacional con llamativas presentaciones en el Primer Festival Internacional de Danza Contemporánea Prisma que culmina hoy, con la última función que arranca a las 8:00 de la noche.

Ya se presentaron seis compañías de danzas: Milvia Martínez de Panamá con su danza ‘Bosquejos de blanco’; Grupo Seda de Argentina con ‘Después de mí’; Quasar Cía de Dança se destacó con ‘Cielo en la boca’; Vía Company conformada por España e Inglaterra presentó ‘Leave it’; Cuatro X Cuatro de México se lució con ‘Inacabado’ y el grupo Il Matila de Finlandia mostró su encanto con ‘Muualla/Elsewhere’.

Esta noche John Jasperse, de Estados Unidos, despedirá cerrará el festival con una selección de obras, como ‘Truth’, ‘Revised histories’, ‘Wishful Thinking’ y ‘Flat Out Lies’.

LOS PROTAGONISTAS

Durante la inauguración y previo al festival, compartimos con varios grupos de danzas que explicaron su compromiso en estas galas artísticas.

Una de ellas fue Vera Bicalho, directora general de Quasar Cía de Dança conformado por cuatro hombres y cinco mujeres. ‘Nuestro grupo es esa fuente astronómica de energía, tal como lo describe la ciencia’, contó Bicalho. Habló que su obra ‘Cielo en la Boca’ y lo explicó como ese lugar maravilloso que encuentras, pero que se contrasta con otra realidad a la cual tienes que atenerte.

En su función realizada el viernes 26 de octubre, el grupo interpretó más de 12 cuadros de danza en un período de hora y 30 minutos. Desde movimientos en alturas, caídas fuertes y deslizamientos de sus cuerpos casi desnudos, el grupo recreó esa conexión entre la realidad y la ilusión. Con sus movimientos, interpretaron la alegría, el enojo, la tristeza y el descontrol.

Andrea Ramos, directora del Grupo Sedas, explicó que ‘Después de mí’ está basada en los ejes del amor. ‘Nuestra danza hace un viaje en distintas épocas para explicar cómo era el amor en la década de 1970 del siglo pasado hasta la actualidad. Queremos expresar esos cambios de sentimientos entre los seres humanos’, dijo Ramos.

En esa interpretación, las bailarinas Eugenia San Pedro y Elisa Pereira inspiraron al público con sus movimientos, enfocados en el sentimiento del amor y la violencia, tal como lo describe Raymond Carver escritor estadounidense adscrito al llamado realismo sucio, en su obra De qué hablamos cuando hablamos de amor.

Ayer, el grupo de Vía Company conformado por la española Gemma Palomar y la italiana Francesca Martello vislumbraron con un espectáculo de mixtura de danza y acrobacias circenses. Por su parte, el grupo Cuatro X Cuatro presentó una danza, donde la esencia fue la libertad que tiene el ser humano para elegir. El equipo de ocho bailarines impregnó un drama humano, contrastando casualidad e ilusión.

FRUTO

‘Fue una jornada de ocho días, donde los bailarines compartieron sus experiencias durante los talleres de danza’ y mostraron sus movimientos en el escenario, expresó Analida Galindo, bailarina y organizadora de Prisma.

Galindo aseguró que no será la primera vez que se realice este festival. ‘Este es un precedente y queremos seguir impulsando la danza contemporánea’.