28 de Sep de 2021

Ciencia

SpaceX intentará el sábado posar un cohete en una plataforma flotante

SpaceX, que está haciendo esfuerzos por reutilizar los cohetes empleados para llevar las naves a la ISS

SpaceX intentará el sábado posar un cohete en una plataforma flotante
Esta foto de la Nasa muestra la nave espacial Dragón y su cohete Falcon 9, ambos realizados por SpaceX, que se enrollan a la plataforma de lanzamiento antes de la prueba de tiro estático para el cohete.

SpaceX intentará lanzar el sábado su cohete Falcon 9, que impulsará la cápsula Dragon con el fin de entregar provisiones a la Estación Espacial Internacional (ISS) y luego intentará aterrizar controladamente en una plataforma marítima.

SpaceX, que está haciendo esfuerzos por reutilizar los cohetes empleados para llevar las naves a la ISS, había postergado este lanzamiento a última hora el martes debido a una anomalía en la segunda sección del Falcon 9.

La compañía con sede en California dirigida por Elon Musk, un empresario conocido por cofundar PayPal y dirigir Tesla Motors, realizará un nuevo intento de lanzamiento desde la base de Cabo Cañaveral en Florida a las 04H47 locales (09H47 GMT) el sábado.  "El lanzamiento el sábado significa que Dragon estará llegando a la estación orbital el lunes 12 de enero hacia las seis de la mañana (11H00 GMT)", señaló la NASA.

Minutos después del lanzamiento, cuando la nave sin tripulación vaya rumbo a la órbita terrestre para cumplir su misión en la ISS, comenzará el verdadero experimento.

En lugar de precipitarse en el océano, los motores de la primera etapa del cohete deberían reencenderse tres veces, para guiar esta porción del Falcon 9 hacia un aterrizaje sobre una plataforma flotante en el Atlántico, a unos 322 Km de la costa de Florida (sureste de Estados Unidos).

¿Funcionará?  "No tengo idea", admitió Musk en la red social Reddit el lunes, luego de haberle dado al experimento una posibilidad de éxito de 50-50.

SpaceX, que trabaja desde hace dos años en el desarrollo de tecnologías que permitan recuperar la primera sección de sus cohetes a fin de reducir significativamente los costos de los lanzamientos, ya ha logrado posar suavemente el Falcon en septiembre de 2013 y dos veces este año.

Pero lograr un aterrizaje preciso sobre una plataforma flotante en el océano es "mucho más difícil", explicó la empresa a través de un comunicado previo.