Temas Especiales

23 de Ene de 2022

Cultura

Dejar de comer también tiene su historia bíblica

PANAMÁ. Como es bien conocido, la Biblia relata algunos pasajes en los que dejar de comer o ayunar guardan un significado o marcan un he...

PANAMÁ. Como es bien conocido, la Biblia relata algunos pasajes en los que dejar de comer o ayunar guardan un significado o marcan un hecho trascendental de la historia.

Uno de estos libros es Deuteronomios (9:10) (9:17-18), que dice: “En dos ocasiones y por espacio de cuarenta días y cuarenta noches, Moisés estuvo en la presencia de Dios y no comió ni bebió. (Cuando fue a recibir los 10 Mandamientos).

Aquí en Panamá, también se practica el ayuno durante la época de la Cuaresma en Semana Santa, aludiendo a los 40 días que Cristo pasó en el desierto sin comer y beber (Mt 4: 1-2) y al relato de Moisés, que subió al Sinaí y pasó 40 días y 40 noches sin comer ni beber (Ex 24: 18). Estos dos ayunos -que suman 80 días- sucedieron sin interrupción y son sin duda alguna, el ayuno más largo de toda la Biblia.

En fin, hasta las tradiciones de los diversos pueblos del mundo pueden influir en los desórdenes alimenticios.

Algunas culturas orientales ayunan para fortalecer el espíritu y elevarlo a una dimensión superior, en la cual el control de las funciones corporales queda bajo el dominio del alma.

Lo cierto, es que estos relatos no se deben confundirse con la realidad de nuestros tiempos.