Temas Especiales

28 de Jan de 2021

Cultura

El legado de Martin

PANAMÁ. Para el saxofonista panameño Reggie Johnson, el concierto ofrecido el pasado martes en el Teatro Ascanio Arosemena fue uno de l...

PANAMÁ. Para el saxofonista panameño Reggie Johnson, el concierto ofrecido el pasado martes en el Teatro Ascanio Arosemena fue uno de los más inolvidables de su trayectoria.

Más que rendirle un homenaje al desaparecido Clarence Martin, Johnson asegura que sintió la presencia del bajista y arreglista en el escenario, quien falleció a principios de los ochenta.

“Estoy convencido de que Clarence estaba acá con nosotros”, comentó cuando lo sorprendimos saliendo del camerino después del recital.

En la penumbra del “backstage”, el veterano músico confiesa que la emoción lo embargó “cuando tocamos Curazao, tema que compusimos junto a Martin en aquella ísla”.

Con la voz un poco apagada por la emotividad del momento, Clarence comenzó a recordar cuando fue alumno de Martin, de quien recibió clases de bajo y de armonía. “Era un genio. Tocaba de todo. Se sentaba detrás del McDonald’s de El Marañón y escribía un arreglo, sin necesidad de tocar un instrumento”, dice Martin.

Agrega que a pesar de sólo haber tomado un curso por correspondencia del Berklee Collage “llegó a tocar con grandes directores de orquestas nacionales, quienes tenían más estudios que él, pero que no eran más talentosos”.

Además de “Curazao”, durante el homenaje, que formó parte de las actividades del VI Panama Jazz Festival, se interpretaron piezas como “Panama Special”, una composición del propio Johnson; “Mr. Blues”, tema creado por el pianista Alberto Phillips, y la conocida canción “Alfonsina y el mar”, con la que finalizó el concierto.

El Sexteto de Reggie Johnson estuvo integrado por Alberto Phillips, Alejandro de los Ríos, Danny Clovis, Armando Johnson (hijo de Reggie) y Aquiles Navarro, becario de la Fundación Danilo Pérez.