Temas Especiales

26 de Jan de 2021

Cultura

Una franquicia de éxito

Alrededor de 650 millones de personas han visto ese clásico del cine erótico. Sylvia admite en sus memorias que el impacto no se debió p...

Alrededor de 650 millones de personas han visto ese clásico del cine erótico. Sylvia admite en sus memorias que el impacto no se debió precisamente a su talento actoral y recuerda que en el rodaje, cuando olvidaba el libreto, el productor le decía que no se preocupara, que de todas maneras iba a ser doblada. "Mi cuerpo era más interesante que mis palabras", concluye. Por la primera cinta de Emmanuelle la actriz recibió 6.000 dólares, y para la segunda, ya consciente de su éxito, pidió 100.000. La franquicia continuó con otras actrices y hasta hay una Emmanuelle y los últimos caníbales y Emmanuelle versus Drácula. Entre tanto, Sylvia trataba de explorar nuevos personajes, pero nunca pudo deshacerse de la imagen de mujer erótica: "Mamá, ¿no puedes hacer una película en la que no tengas que quitarte los calzones?", le preguntó Arthur cuando tenía 10 años. Su otro mayor éxito fue Private Lessons, donde interpreta a una empleada doméstica que seduce a un muchacho de 15 años.