Temas Especiales

27 de Oct de 2020

Cultura

Mejor por las mañanas

Q ué mejor manera de comenzar el día, que haciendo el amor con la persona amada, después de un reparador descanso nocturno?

Q ué mejor manera de comenzar el día, que haciendo el amor con la persona amada, después de un reparador descanso nocturno?

Sin duda es un gran aliciente para afrontar la jornada que se inicia con renovado entusiasmo y sintonía con la vida.

Pero, además, acaba de demostrarse que puede ser muy beneficioso no sólo para el alma, sino también para el cuerpo.

De acuerdo a un estudio de la Universidad Queen's de Belfast, en Londres, el sexo matutino mejora el funcionamiento de distintos órganos, refuerza las defensas inmunológicas, mejora la circulación y disminuye la presión sanguínea.

También permite quemar calorías, reduce el riesgo de padecer diabetes e infarto, fortalece los huesos y músculos y ayuda a aliviar la artritis y la migraña.

Entre otros hallazgos, el trabajo publicado en la revista británica “New Scientist”, destaca que practicar buen sexo por la mañana es una actividad física que permite quemar hasta 3.000 calorías por hora.

Además, quienes hagan el amor al comenzar el día disfrutarán de un mejor aspecto, ya que el orgasmo aumenta los niveles de los estrógenos y otras hormonas directamente relacionadas con el brillo y la tersura de la epidermis y con la salud del pelo.

Asimismo, el estudio británico sugiere que los hombres producen más testosterona si practican sexo en esas horas de la mañana.

En lo que respecta a la mujer, otro estudio anterior de la Universidad del Estado de Nueva York, efectuado entre 300 estudiantes, sugiere que aquellas que hacen el amor por la mañana, pueden mejoran de forma considerable su estado de ánimo y son menos proclives a desarrollar un cuadro depresivo.

Otra investigación realizada hace poco, por la Escuela de Medicina de Yale, en Estados Unidos, también aconseja el acto amoroso matutino, asegurando que en la mujer tiene un efecto protector contra la endometriosis, es decir la aparición y crecimiento de tejido endometrial fuera de la cavidad uterina.

Buena parte de los beneficios fisiológicos del sexo se deben a la catarata de reacciones bioquímicas que se producen en el organismo antes, durante y después de hacer el amor.

La actividad sexual eleva la autoestima, estimula la creatividad, promueve el autoconocimiento y revitaliza.

Además, una vida amorosa activa es un magnifico antídoto contra los problemas mentales y existe evidencia de que hay una estrecha relación entre las disfunciones sexuales y los estados depresivos, los cuales se influyen mutuamente y desgastan la relación de pareja.

Ya existe una considerable base científica, que indica que practicar el sexo es una forma apasionada de ponerse en forma, similar a practicar un deporte, y que mantener una vida sexual activa mejora la calidad de vida de las personas. Por ejemplo, se sabe que el sexo aumenta la vitalidad, ya que la elevación de la capacidad cardiorrespiratoria que se produce durante el acto sexual aporta mayor energía al organismo.

Esto favorece la movilidad de los músculos y aumenta la sensación de agilidad.

Asimismo, durante el acto sexual, el sistema nervioso asociado al aparato respiratorio se prepara para una etapa de acción intensa, aumentando su ritmo de funcionamiento.

Durante el acto sexual, el aparato respiratorio lleva a cabo una acción intensa, así mejora tu circulación sanguínea y llega más oxígeno a todos los tejidos.

Y lo mejor es que vivir plenamente tu sexualidad te deja una sensación de entera confianza y unión con tu pareja, te acerca de manera especial a tu cuerpo y sobre todo, mejora tu amor propio, que por nada debes cambiar para sentirte plena y feliz.