Temas Especiales

25 de Nov de 2020

Cultura

Papás al 100 por ciento

Luis La Rocca, CEO y Presidente Ejecutivo de Digicel Panamá, además de llevar las riendas de esta importante empresa de telecomunicacion...

Luis La Rocca, CEO y Presidente Ejecutivo de Digicel Panamá, además de llevar las riendas de esta importante empresa de telecomunicaciones, es el feliz padre de seis hijos. “Criar hijos no es una labor fácil”, reconoce, pero con mucho esfuerzo y dedicación, él ha sacado a todos adelante. Desde que su esposa murió, hace 5 años, le tocó hacerse cargo de la crianza de sus tres hijos menores, Jennifer, Angela y Michael, que ha dado como resultado una relación muy especial y cercana entre ellos.

“Ser padre es una labor titánica. Eres papá las 24 horas del día todos los días, es un rol que tienes la responsabilidad de desempeñar por el resto de tu vida. Nunca sabes si estás haciendo bien o mal, sólo haces lo mejor que puedas. Hoy en día, cuando uno de mis hijos me llama, siempre respondo, no importa dónde o con quien esté, pues sé que solo tienen un padre con quien contar. Para mí ha sido una experiencia que me ha dejado muchas satisfacciones, infinitas anécdotas y sobretodo mucho orgullo de contar con hijos maravillosos, de los que he aprendido muchas cosas”.

José Luis “Popi” Varela es diputado, político, empresario, pero sobre todo papá. En la Asamblea piensa en leyes que fortalezcan la familia, “que es la base de una sociedad más justa, honesta y humana. He estado conversando con una fundación que está promoviendo - que en todas las leyes sin importar el tema- se fomente el valor de la familia”.

Así, comenta, tiene la intención de crear la Comisión de la Familia, que no será una más. “Ahora mismo hay una Comisión Legislativa que enfatiza en los derechos de la mujer y los niños, pero debemos adecuarla más a la familia como un todo”, detalla. Sobre su preocupación, preguntamos qué hace la diferencia entre los padres de hoy y ayer. “Antes eran más estrictos, había más autoridad, pero estaban poco con los hijos. Los padres ahora comparten más con sus hijos, pero siento falta más respeto”.

Sumergido en un mundo tan criticado dice, “En estos días me preguntaron lo positivo y lo negativo de la política. Lo positivo es el conocimiento del país, sus habitantes y el interés de ayudar. Lo negativo, el tiempo que uno deja de estar con su familia. Ese es un dolor que siempre llevo: no compartir más con mi hijos”.

Juan Carlos Varela es un papá que ocupa primeras planas como vicepresidente electo en los medios,

y es el predilecto en el mundo de sus hijos Gian, Adrian, y Stefan y en el de su esposa Lorena. Un ser humano para quien abrazar a sus hijos al nacer y escuchar su llanto de vida, le hicieron tomar conciencia del compromiso de ser padre. Como la herencia más valiosa concibe dejarles una formación integral, “no sólo académica, sino en Dios y en valores, principios y moral. Al final queremos dejar seres de bien, no sólo grandes profesionales”, subraya.

Frente al compromiso de un quinquenio de gobierno, piensa manejar su vida ahora “como siempre la he llevado. Con una escala de valores: Dios, la familia y el trabajo, cumpliendo cada rol a cabalidad”.

El hombre que se vendió como el de “las manos limpias” es categórico al concluir que “la misma transparencia que existe en mi vida familiar y personal pretendo transmitirla a un país necesitado de modelos positivos”.