Temas Especiales

26 de Feb de 2021

Cultura

¿Cómo organizar la economía en el matrimonio?

El dinero es una de las principales fuentes de discusión entre las personas casadas. Los pleitos más frecuentes son provocados por situa...

El dinero es una de las principales fuentes de discusión entre las personas casadas. Los pleitos más frecuentes son provocados por situaciones económicas o por algunos hábitos irresponsables al gastar. Les comparto algunos lineamientos muy aconsejables para que puedan mantener sus finanzas en buen camino y así evitar discusiones con su pareja.

Desarrollen un plan económico. Siéntese con su pareja y juntos construyan un plan financiero que incluya los salarios laborales de ambos, otras fuentes de entradas y saquen las cuentas de ahorro y de cheques. Determinen si van a organizarse en base a cuentas separadas o si van a juntarlo todo. Describan cuáles son sus metas a corto y largo plazo, como lo es la importancia de comprar una casa.

Planifiquen un presupuesto mensual. Asegúrense de incluir todos los pagos como la renta o la hipoteca, las facturas para pagar el agua, la luz, teléfono, las letras del carro y el pago de préstamos. No se olviden de incluir las primas de seguros, pagos funerarios, pagos de tarjetas de crédito y otras cuentas. No se les olvide tomar en consideración el costo de los alimentos, el transporte y los artículos para el hogar. Balanceen sus entradas contra sus gastos y desarrollen el presupuesto de acuerdo con ello.

Saquen otras cuentas de ahorros. Por ejemplo, una podría servir como fondo para la próxima vacación, otra para fondos en tiempos difíciles y un fondo para emergencias. Al establecer pequeñas cuentas separadas les ayudará a no sobrepasarse en el presupuesto o sacar de la cuenta destinada para los ahorros a largo plazo.

Gasten de una manera responsable. No vayan de compras solo porque pueden. Si Ud. gana un bono en el trabajo o un dinero extra que le llegó como una ganancia inesperada, no tiene porque gastársela toda. Si desea comprarse algo utilice una parte de este dinero solamente. Aprenda cómo gastar de una manera juiciosa.

Consulte con su pareja antes de realizar cualquier compra importante. Por ejemplo, no salga a comprar un bote de pesca sin consultarlo primeramente con su pareja. Ambos como pareja deben tener voz en las decisiones económicas y en las grandes compras.

Acudan con un asesor financiero si se encuentran seriamente en deudas y si pelean constantemente por el uso del dinero. El asesor puede analizar su situación, ayudarles a encontrar soluciones y recuperar tanto las finanzas como el matrimonio nuevamente.

www.dracaroline.com