Temas Especiales

04 de Apr de 2020

Cultura

Danzas ancestrales en el Anita Villalaz

También realizarán la danza de Shishi, en la que usan un muñeco que representa a un león

Danzas ancestrales en el Anita Villalaz
EL grupo promueve la diversidad de la cultura japonesa.

Mañana viernes 22 de julio el Teatro Anita Villalaz, en el Casco Antiguo retumbará con el Concierto del ‘Grupo Ryujin-Música y Danzas Tradicionales de Okinawa'. La presentación del Grupo Ryujin organizada por la embajada del Japón en Panamá, ‘tiene el fin de compartir la diversidad de la cultura japonesa con todos aquellos que estén interesados y de esta manera estrechar lazos de amistad entre ambas naciones', afirmó Ryotaro Kasai, agregado cultural en la embajada de Japón en Panamá.

El grupo es originario de la prefectura de Okinawa, Japón conocida igualmente como las Islas Ryukyu y lo forman siete personas que bailan, cantan e interpretan instrumentos musicales tradicionales, ejecutando danzas ancestrales como la danza folklórica de Eisa de la región de Okinawa.

También realizarán la danza de Shishi, en la que usan un muñeco que representa a un león. Dentro de su presentación habrá una muestra de karate, estrechamente relacionada con las islas Ryukyu ya que ‘fue aquí donde se originó este arte marcial', dijo Kasai.

‘Dentro de los instrumentos que tocan están el tambor japonés Taiko, siempre presente en la música popular tradicional, en sus bailes folclóricos y festivales y el Samisen , guitarra de tres cuerdas cubierta con piel de serpiente pitón, muy popular e indispensable para la interpretación de la música tradicional de Okinawa', explicó Kasai. Añadió que ‘el poema específico de las melodías de Okinawa refleja la calidez en el corazón de las personas de mar y la profunda historia de las islas Ryukyu'.