Temas Especiales

26 de Oct de 2020

Planeta

Ministerio de Ambiente libera 29 boas en Polígono de Tiro de Arraiján

Los reptiles corresponden a 5 adultos, 3 de la especie constrictor  y dos boas arcoíris; además de 24 juveniles.

El Ministerio de Ambiente (MIAMBIENTE) liberó un  total de 29 boas en el área protegida del Polígono de Tiro de Arraiján, luego que fueran retenidas, tras un operativo en que participaron la Policía Nacional y autoridades del corregimiento de Bejuco.

Los reptiles corresponden a cinco adultos, tres de la especie constrictor (Boa constrictor) y dos arcoíris (Epicrates cenchria); además de 24 juveniles. Todas se retuvieron, luego que se recibió una queja telefónica y que se pudo comprobar que habían sido ofrecidas en un anuncio en la página web. Los involucrados las mantenían en crianza sin contar con ningún permiso o autorización.

La administradora regional del MIAMBIENTE en Panamá Oeste, Miriam Castillo, dijo que inmediatamente se hizo la retención, se procedió a hacer un informe y se inició un proceso administrativo para deslindar las responsabilidades. De acuerdo con las disposiciones, se requiere obtener una autorización de la institución para cualquier tipo de custodia de animales de vida silvestre.

Funcionarios de la dirección regional de Panamá Oeste y del Departamento de Vida Silvestre de MIAMBIENTE a nivel central concurrieron este miércoles al polígono en Arraiján y allí liberaron a los animales, luego de mantenerlos en custodia y evaluación por varias semanas.

Eric Flores, jefe del Departamento de Vida Silvestre, dijo que la comunidad debe informar cuando alguien trafique o se dedique a prácticas que vulneren las disposiciones vigentes y que afecten la fauna del país, que es patrimonio de todos los panameños.

Además, el funcionario indicó que las serpientes y en particular las boas, son especies que requieren atención especial sobre su dieta y que eventualmente crecen por lo que el espacio de confinamiento tiene que incrementarse.

También, puntualizó que es importante que los ciudadanos nacionales o extranjeros que radican en el país, comprendan que al adquirir estos especímenes como mascotas deben estar seguros que provienen de una instalación legalmente establecida y registrada ante el Ministerio y que además, tienen la obligación de prestar los cuidados necesarios de estas especies de lo contrario, se recomienda abstenerse de adquirirlas.