Temas Especiales

25 de Nov de 2020

Planeta

Laboratorio de la Unachi gana competencia de aguas residuales

La USAID distinguió a la Universidad Autónoma de Chiriquí por su sistema de control de calidad operativo y competencia técnica

Laboratorio de la Unachi gana competencia de aguas residuales
El premio lo recibió la directora y fundadora del laboratorio de la Unachi, Dalys Maribel Rovira Ríos, y el equipo de la Unachi.

El Laboratorio de Aguas y Servicios Físico Químicos (LASEF) de la Universidad Autónoma de Chiriquí (Unachi) recibió el viernes el reconocimiento como ‘Laboratorio Referente Nacional' tras ganar una competencia entre varios laboratorios académicos y públicos patrocinada por la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID).

‘ESTA ACTIVIDAD ES EPARTE DE LAS ACCIONES PUNTUALES QUE DESARROLLAMOS EN PANAMÁ PARA DAR CUMPLIMIENTO A LOS COMPROMISOS AMBIENTALES ASUMIDOS DENTRO DEL MARCO DEL TRATADO DE LIBRE COMERCIO PANAMÁ–ESTADOS UNIDOS',

RUBÉN ALEMÁN

ESPECIALISTA AMBIENTAL DE USAID

La competencia que también contó con la colaboración de la Agencia de Protección Ambiental de los Estados Unidos (EPA) y el Centro Agronómico Tropical de Investigación y Enseñanza (CATIE), fue propicia en el marco de la implementación del Programa Regional de Cambio Climático de USAID.

Para obtener el reconocimiento, LASEF pasó por un proceso de auditoría de la EPA en ISO 17025 y sistemas de calidad, en el que también fueron evaluados otros cuatro laboratorios panameños en aspectos de aseguramiento de control de calidad de la microbiología y de los parámetros físico-químicos de aguas residuales, documentación y trazabilidad así como rondas de comparación con laboratorios de otros países de Centroamérica desarrolladas por la EPA en 2016.

El jurado calificador estableció que el laboratorio de la Unachi es el campeón por su alto compromiso institucional de capacitar a otros, su sistema de control de calidad operativo, su satisfactoria participación en pruebas entre diversos laboratorios, la competencia técnica de su personal y su adecuada infraestructura de capacitación y laboratorio.

Esta fue una iniciativa de USAID y sus socios que, en primer lugar, buscó reducir la confusión en torno a la duplicidad de leyes que se traduce en una falta de cumplimiento de las leyes ambientales. Además, a través de la iniciativa, se descubrió que la débil capacidad de los laboratorios para determinar con precisión la calidad de los vertidos de aguas residuales presentaba un grave obstáculo en el cumplimiento de dichas leyes.

Rubén Alemán, especialista Ambiental de USAID, explicó que ‘esta actividad es parte de las acciones puntuales que desarrollamos en Panamá para dar cumplimiento a los compromisos ambientales asumidos dentro del marco del Tratado de Libre Comercio Panamá–Estados Unidos. El monto del proyecto estuvo valorado en $200 mil. USAID busca aportar al mantenimiento de oportunidades económicas y fortalecimiento de la institucionalidad construyendo un Panamá prospero con agua limpia y buena salud'.

El premio fue entregado a la directora y fundadora del laboratorio de la Unachi, Dalys Maribel Rovira Ríos, por parte del ministro consejero de la Embajada de los Estados Unidos en Panamá, Kevin O'Reilly; el sub-director de la División de Ciencia y Ecosistemas de la EPA, Doug Mundrick, y el viceministro de Ambiente de Panamá, Emilio Sempris.

Los beneficios de contar con laboratorios de aguas residuales fortalecidos son importantes para la población: progresivamente esta podrá contar con ríos y lagos con un grado menor de contaminación, lo que abonará a la sostenibilidad del recurso hídrico en Panamá.