Temas Especiales

30 de May de 2020

Tecnología

Los ángeles que pueden salvar una inversión

Últimamente me he visto en la situación de estar dictando de forma continua talleres de creación de modelos de negocios

Los ángeles que pueden salvar una inversión
Se espera una declive en el auge de la construcción.

Últimamente me he visto en la situación de estar dictando de forma continua talleres de creación de modelos de negocio basados en innovación. En este tipo de talleres siempre es necesario encontrar personas con buenas ideas y ganas de sacarla adelante. Ellos pertenecen a un grupo especial de seres, a los que se les denomina ‘emprendedores’, quienes tienen la virtud de no rendirse y luchar por la idea que tanto anhelan materializar.

Ellos representan el inicio del ‘ecosistema’ de los negocios de innovación. En nuestra región abundan las ofertas promocionales destinadas a lograr que estas personas salgan a la luz y lo intenten.

No menos importantes y más escasos son los llamados ‘ángeles inversionistas’. Ellos son los primeros en evaluar las posibilidades de un proyecto. Basados en su experiencia invierten el primer dinero en desarrollar dichos proyectos.

En algunos países de la región existen fondos de capital de riesgo, que se invierten cuando el proyecto se encuentra en una etapa madura. Pero estos visionarios son capaces de leer en los proyectos recién cuando comienzan. Por eso son muchos más escasos.

No es la falta de personas con capacidad adquisitiva. Según he visto hay más que suficientes. Creo que lo que falta es crear confianza y capacitar al mercado en la forma como funcionan estos esquemas de inversión.

La cosa va más o menos así. Cuando un emprendedor le presenta a un ‘ángel inversionista’ su idea, está en esencia pasando el primer tamiz de viabilidad. El ‘ángel’ revisa el proyecto. Si está en desacuerdo negocia una participación accionaria a cambio de un dinero o recurso. Si las dos partes concuerdan la transacción se realiza y el proyecto sigue su curso.

Con la desaceleración de la construcción y con el agotamiento de los modelos de ‘comprar y vender’ los proyectos de innovación se consolidan como una excelente opción para generar empresas, trabajo, proyectos y futuro.