La Estrella de Panamá
Panamá,25º

18 de Sep de 2019

Tecnología

Google dice que su nuevo portal "Shopping" no lo convierte en una tienda

La sección de Google destinada a transacciones comerciales mostraba al usuario fotografías e información sobre distintas marcas

La semana pasada se presentó el rediseño de Google Shopping.

El vicepresidente de Google para anuncios y comercio, Prabhakar Raghavan, dijo este lunes a Efe que el rediseño de su portal de compras "Shopping" que permite a los internautas adquirir productos directamente sin tener que acceder a la página web del vendedor "no lo convierte en una tienda".

Raghavan respondió así al ser preguntado sobre el riesgo de que la creciente apuesta de la compañía de Mountain View (California, EE.UU.) por el comercio en línea la ponga en el punto de mira de reguladores de todo el planeta en relación a las leyes antimonopolio.

"Los productos todavía se venden desde terceras partes. Nosotros solo somos la plataforma. No enviamos, no recogemos ni entregamos. No nos estamos convirtiendo en una tienda", aseguró el vicepresidente de la compañía.

"Lo único que queremos es hacer que sea extremadamente fácil para los usuarios poder acceder al mercado y cerrar una transacción", indicó.

La semana pasada, en el marco de la conferencia de publicidad "online" Google Marketing Live que la empresa celebró en San Francisco (California), se presentó el rediseño de Google Shopping, con la posibilidad de poder comprar artículos directamente desde ella como principal reclamo.

Hasta entonces, la sección de Google destinada a transacciones comerciales (una pestaña que aparece junto a las de "imágenes", "mapas" y "videos") mostraba al usuario fotografías e información sobre distintas marcas que comercializaban el producto buscado, pero para comprarlo había que acceder a la web del vendedor.

En junio de 2017, la Comisión Europea (CE) impuso una multa de 2.424 millones de euros (unos 2.700 millones de dólares) a Google al considerar que abusaba de su dominio con "Shopping" y que no garantizaba la igualdad de trato a sus competidores.

La compañía decidió entonces que "Shopping" pasase a operar como una entidad independiente dentro de Google, por lo que puede generar tanto beneficios como pérdidas, y para demostrar que es un negocio rentable, tiene que presentar cuentas separadas a la Dirección General de Competencia de la CE.

En cuanto a la privacidad de los usuarios, Raghavan dijo a Efe que "para seguir siendo fuertes en el mercado", tienen que "mantener" la confianza que los usuarios han depositado en ellos y eso pasa por garantizar la privacidad.

"Queremos que vendedores de todo tipo pueden participar del comercio 'online'. Lo haremos de manera que, de un lado, mantengamos la 'magia' de Google en lo relativo al poder de búsqueda y, de otro, seamos respetuosos con la privacidad de los usuarios", añadió.

Finalmente, al ser inquirido sobre si la incursión de Google en el comercio en línea la convierte en una competidora de Amazon, el vicepresidente de la compañía aseguró que su plataforma está "abierta a todo el mundo" y que quieren que siga siendo así.