Temas Especiales

04 de Dec de 2020

Deportes

Serie Hípica del Caribe al HPR

PANAMÁ. La hípica mexicana que se prestaba a celebrar la Serie Hípica del Caribe por cuarta oportunidad, no podrá realizar el torneo reg...

PANAMÁ. La hípica mexicana que se prestaba a celebrar la Serie Hípica del Caribe por cuarta oportunidad, no podrá realizar el torneo regional hípico, toda vez que sus organizadores desistieron de ser anfitriones.

Entre la causa que generó tal decisión, alegan haber recibido informes que algunos países miembros de la Confederación Hípica del Caribe tendrían inconvenientes en enviar a sus caballos, por razones de la altitud de la ciudad de México.

El anunció lo oficializó el director general del Hipódromo Las Américas en México, Sergio Alamán González, en cuyo comunicado manifestaba que su país declinaría montar la Serie Hípica del Caribe a celebrarse en diciembre de este año por las razones antes expuestas.

Es oportuno señalar que los aztecas han tenido problemas para concretar este evento, ya que el Clásico del Caribe se ha corrido en 45 ediciones, de las cuales solamente has sido anfitriones en tres versiones.

González reiteró su agradecimiento por haber recibido su país el visto bueno de la Confederación Hípica para convertirse en la sede de la Serie del 2013.

La hípica panameña con esta celebración estaría llevando a cabo su sexta presentación del evento, desde su primera ocasión en 1970 con el triunfo del caballo mexicano ‘Hashin’ y la última en el 2011 con el equino venezolano ‘Heisenberg’.

APOYO ESTATAL GARANTIZA LA JUSTA EN PANAMÁ

Es oportuno señalar que Panamá había solicitado la sede por cinco años consecutivos, petición que fue negada por los miembros de la Confederación Hípica, sin embargo se comprometió a asumir el reto de fallar los anfitriones asignados.

La Serie Hípica Caribeña tiene garantizada económicamente su celebración en nuestro terruño, toda vez que mediante la ley 71 de 6 de septiembre de 2011 la citada ley establece el destino 500 mil dólares cuando Panamá sea la sede.