Temas Especiales

04 de Apr de 2020

Deportes

‘Soñé con ir a un Mundial’

En la vida, los objetivos y metas que se trazan las personas pueden cumplirse o no. Lo que está prohibido es no hacer el intento para ha...

En la vida, los objetivos y metas que se trazan las personas pueden cumplirse o no. Lo que está prohibido es no hacer el intento para hacer realidad los sueños; y mientras algunos niños y jóvenes piensan en ser grandes astros del balompié, a Roberto Moreno le sedujo lo que se puede hacer dentro del terreno de juegos con un silbato en la mano. Su vida desde la Calle 12 en Colón cambió el día en que el entonces legislador Miguel Bush Ríos lo llevó a un campo de fútbol, comprándole su primera entrada para un partido. Sencillo, metódico, creyente fiel en la palabra de Cristo y, sobre todo, un hombre que persiguió su sueño y hoy, es el primer panameño en ser escogido como árbitro para el máximo torneo deportivo: la ronda final del campeonato mundial de fútbol.

¿CUÁL FUE EL SUEÑO DEL NIÑO QUE JUGABA FÚTBOL EN COLÓN?

Hay una diferencia entre lo que quería ser dentro del fútbol y lo que he llegado a ser en este deporte. Yo soñé con ir a un mundial de fútbol, y soné que ese mundial se celebraba en Brasil. Bueno, ese sueño es una realidad, y estoy muy feliz, pero a la vez, sé que asumo una gran responsabilidad como persona.

¿Y CÓMO FUE QUE ESE SUEÑO COMENZÓ?

Estaba jugando ping pong allí en la Calle 12 de Colón, y me llamaron unos amigos para que arbitrara un partido, porque quien iba a hacerlo no podía. La verdad es que les dije que estaba jugando, pero me insistieron tanto que al final accedí. Fue un partido de la primera división de Colón; allí fue donde verdaderamente comenzó el sueño.

¿ASÍ COMENZÓ TODO?

Sí. Le tomé el gusto a la cuestión. Salía de la casa a las ocho de la mañana y regresaba en la noche. Cobraba cinco dólares por partido, y arbitraba hasta ocho juegos por día. Llegaba con ese dinero a mi casa para ayudar a mi mamá. Así fui poco a poco ganando experiencia. Estudiaba, leía, veía los partidos e iba mejorando.

DE ESOS DÍAS A HOY, QUE VAS AL MUNDIAL, ¿CÓMO SIENTES QUE HA SIDO ESA EVOLUCIÓN?

Ha sido, gracias a Dios, un camino donde he podido solventar las situaciones difíciles. Claro que he tenido días que no han sido muy buenos; incluso, estuve por un momento a punto de retirarme y no pitar más.

¿PODRÍAS COMPARTIR ESO CON NOSOTROS?

Sí. Estuve en la lista para estar como árbitro en el Mundial de Sudáfrica 2010, pero al final no fui seleccionado. Eso me desmotivó mucho. Sentí que mi carrera se había estancado, que tal vez no llegaría nunca a pitar en un Mundial.

¿Y QUÉ TE HIZO VOLVER A CREER EN TU SUEÑO?

Me gusta mucho una película: ‘En busca de la felicidad’, con Will Smith y su hijo Jaden. Allí se dice una frase: ‘si no lo intentas, nunca lo vas a cumplir’. Resulta que después de la decepción por no ir al Mundial de Sudáfrica, fui a un curso de árbitros que dictó el argentino Horacio Elizondo, el mismo que pitó la final del Mundial de 2006, donde expulsó a Zinedine Zidane. Al terminar el curso, me llamó y me dijo que tenía tres alternativas: seguir adelante, renunciar o simplemente dejar pasar las oportunidades. Decidí seguir adelante; y aquí estoy, orgulloso de ser panameño y de representar a mi país en el más importante evento deportivo del mundo.

¿CUÁL HA SIDO EL MOMENTO MÁS DIFÍCIL, O EL PARTIDO MÁS DIFÍCIL EN EL QUE TE HAYA TOCADO TRABAJAR?

Me tocó dirigir el partido entre México y Estados Unidos en la eliminatoria para el Mundial de 2010, donde tuve que reemplazar al árbitro salvadoreño Joel Aguilar. Recuerdo que estaba en Honduras cuando me dieron la noticia. Había un ambiente muy pesado para ese partido, la presión era inmensa, había 110 mil fanáticos en el estadio Azteca. Recuerdo que Estados Unidos abrió el marcador y de inmediato se sintió la tensión en todo el estadio; luego México empató y con otro gol ganó el partido. El empate bajó la tensión y el gol del triunfo mexicano terminó de apaciguar los ánimos.

¿HUBO ALGUNA OTRA SITUACIÓN SIMILAR?

Sí, podría hablar del partido de semifinal del Mundial de Clubes entre el Inter de Milan y el Seongnam Ilhwa de Corea del Sur. Uno de los asesores de los árbitros me dijo esto: ‘Moreno, la gente del Inter no se está quejando, pero tiene dudas... allí están muchos grandes jugadores y una planilla de más de 200 millones de dólares... tienes que cuidar esa planilla... pero si ellos no obedecen, entonces cuida tu posición como árbitro’. Otro asesor fue más duro: ‘aquí no manda ningún jugador, mandas tú en el terreno de juegos’. Todo eso me confundió un poco, pero cuando llegamos al partido todo resultó muy bien no hubo problemas y gracias a Dios resultó una gran experiencia.

¿ES CIERTO QUE LOS ÁRBITROS TIENEN ALGUNA TENDENCIA A CUIDAR A LOS SUPERASTROS DEL FÚTBOL?

Lógicamente, hay presiones. Sobre los árbitros hay al menos 15 cámaras, y otras están enfocadas a los jugadores de élite, como Cristiano Ronaldo, por citar un ejemplo. La máxima de la FIFA en este sentido es proteger al jugador habilidoso, al que crea fútbol, que es la base del espectáculo. En esto, la actuación del árbitro es sumamente importante. Una intervención a tiempo puede evitar una lesión del jugador o alguna situación incómoda. Es completamente falso que nosotros protegemos a los jugadores;

Y ME IMAGINO QUE TAMBIÉN HAY JUGADORES BIEN GROSEROS...

Los hay... me ha tocado lidiar con algunos... por ejemplo, tuve una experiencia con Cerc Fábregas... le hablé y el tipo dijo: ‘qué, ¿quién eres tú..? En cambio, David Villa me hizo un túnel con un balón cuando lo iba a buscar y le dije: ‘ya verás, me las vas a pagar...’ y él me contestó: ‘disculpe juez, no era mi intención hacerlo...’. Nosotros simplemente aplicamos las reglas de juego, no importa qué jugador sea, hay que cuidar el juego y evitar situaciones bruscas.

SIEMPRE SE HABLA DE CORRUPCIÓN EN EL FÚTBOL... ¿CÓMO LIDIAR CON ESTA SITUACIÓN?

Te agradezco la pregunta. El tema de la corrupción es sumamente delicado, como no tienes idea. Quiero que sepas que yo fui investigado. Hubo una investigación por partidos amañados de equipos salvadoreños, del Municipal de Guatemala... resulta que de los seis partidos que se estaban investigando, a mí me tocó trabajar en dos... la FIFA inició una investigación. Y yo viajé a Zurich, para un curso para árbitros y allí me presentaron a la jefa de la Interpol que trabajaba en esa investigación. Cuando fui a presentarme me dijo: ‘sí, ya sé que usted es Roberto Moreno’. Eso me sorprendió porque en mi vida había visto a esta persona. Luego me explicó que habían hackeado mi correo electrónico, que habían visto cada comunicación que tuve y me felicitó por no tener ninguna cuestión que ver en el asunto. La Fifa mantiene una férrea vigilancia sobre estas situaciones de corrupción. Yo no arriesgaré jamás mi trayectoria, todo lo que me ha costado llegar hasta donde estoy, por un puñado de dólares.

¿QUÉ PIENSAS DEL USO DE LA TECNOLOGÍA EN EL FÚTBOL?

Habría que modificar muchas cosas en el reglamento para que la tecnología entre de lleno al fútbol. En este Mundial se aplicará la tecnología por primera vez, llevaremos muchas cosas encima al momento de hacer el trabajo. Es lo nuevo, y estoy por hacer un viaje a Islas Canarias y luego a Zurich, en abril, relacionado con estos temas.

¿CUÁNDO VIAJARÁS A BRASIL?

Doce días antes del Mundial. y aprovecho para agradecerle a todos los que me han dado este apoyo, a Dios sobre todo. Sé que cuando yo salga a pitar un juego, el país entero estará representado a través de mi persona. Es un orgullo y una gran responsabilidad.